El Dow Jones tuvo un leve descenso pendiente de las tensiones entre EEUU y China

Economía

Wall Street cerró el miércoles con el Nasdaq en alza por la demanda de acciones tecnológicas pero el Dow Jones bajó nuevamente debido a las tensiones en el comercio internacional.

El Dow Jones cedió 0,17% a 24.657,80 puntos, en su séptima caída consecutiva. En cambio el Nasdaq, de valores tecnológicos, avanzó 0,72% a históricos 7.781,51 puntos y el S&P 500 alcanzó 0,17%, a 2.767,32 unidades.

"Si excluimos el Dow Jones, el mercado se muestra bastante resistente a la persistente preocupación por el comercio", dijo Art Hogan de Wunderlich Securities.

Washington y Pekin intercambiaron amenazas de imposiciones recíprocas de aranceles pero los inversores "mantienen la esperanza de que alcancen un acuerdo", indicó.

El Dow se mantiene muy sensible ante esas tensiones porque incluye a multinacionales que sufrirían muchos perjuicios por eventuales aranceles chinos.

El Nasdaq y el S&P 500 se beneficiaron de la puja que mantienen Disney (+0,99%) y Comcast (+1,77%) por el control de acttivos de 21st Century Fox (+7,54%).

Otros dos grandes ganadores de la jornada fueron tecnológicas como Facebook (+2,28%) y Netflix (+2,91%).

En el mercado de obligaciones, la tasa de rendimiento de los bonos del Tesoro a 10 años subía a las 17H20 GMT a 2,932% contra 2,897% del martes y el de los bonos a 30 años era de 3,069%, contra 3,032% de la víspera.

Brasil

El principal índice accionario de la Bolsa de Sao Paulo subió el miércoles, impulsado principalmente por las ganancias de las acciones de Petrobras y una reducción de la aversión al riesgo en los mercados externos.

El Bovespa avanzó un 1,02 por ciento, a 72,123 puntos, con un volumen negociado de 11.160 millones de reales.

En el escenario doméstico, además de Petrobras, los títulos de los bancos también se posicionaron como las principales influencias positivas, manteniendo una recuperación iniciada en la víspera tras las fuertes caídas recientes.

El movimiento alcista contó además con una disminución de la aversión al riesgo en el exterior, al aplacarse los temores a una guerra comercial entre Estados Unidos y China. "La preocupación por ese asunto se disipó un poco, con expectativas de que exista algún espacio para conversar", dijo el gerente de renta variable de H.Commcor Ari Santos.

La expectativa de que el Banco Central mantendría las tasas de interés también respaldó al mercado. Tras el cierre de la bolsa de Sao Paulo, la autoridad monetaria decidió dejar estable la tasa en su nivel de 6,50 por ciento.

Las acciones preferenciales de Petrobras subieron un 5,12 por ciento, ante la expectativa de una votación en Diputados de la "cesión onerosa", proyecto que le permitirá a la compañía con presencia estatal poder vender parte de los 5.000 millones de barriles de petróleo equivalente del área presal.

Los papeles del banco Bradesco ganaron un 2,14 por ciento y los de Itaú Unibanco subieron un 1,85 por ciento, ayudando a mantener el tono positivo del índice debido al peso que tienen en su composición.

En el mercado cambiario, en tanto, el real perdió un 1,03 por ciento a 3,7827 unidades por dólar la venta.


• Jornada positiva en Asia

Las acciones japonesas subieron en una sesión volátil, ayudadas por coberturas cortas de última hora tras una liquidación temprana y una amplia recuperación de la confianza a nivel regional liderada por los títulos chinos, que se recuperaban del desplome de la víspera.

El promedio Nikkei cerró con un alza del 1,2 por ciento, a 22.555,43 puntos, tras entrar en territorio negativo al principio de la jornada, mientras que el índice general Topix avanzó un 0,5 por ciento, a 1.752,75 unidades.

El buen desempeño del Nikkei elevó su diferencial con el Topix -el denominado ratio NT- hasta 12,87, su máximo desde agosto de 2016.

Por su parte, las acciones chinas recuperaron algo de las fuertes pérdidas de la víspera.

No obstante, los inversores siguen cautos ante la sostenibilidad a largo tiempo del rebote, lo que impulsó apenas un 0,3 por ciento a los papeles en Shanghái, comparado con el desplome cercano al 4 por a ciento del martes, ya que muchos temen que una escalada de las fricciones comerciales entre Washington y Pekín pueda dañar la ya frágil economía china.

El índice compuesto de Shanghái, que cayó a un mínimo de dos años el martes, ganó un 0,3 por ciento, a 2.9015,73 puntos. El promedio CSI300 de acciones preferentes mejoró un 0,4 por ciento, a 3.635,44 unidades.

Dejá tu comentario