El petróleo ascendió 0,4%

Economía

Los precios del petróleo terminaron en leve alza el lunes en Nueva York, en un mercado preocupado por las tensiones geopolíticas que podrían surgir tras la muerte del presidente de Corea del Norte, Kim Jong-Il.

En el New York Mercantile Exchange, el barril de "light sweet crude" para entrega en enero cerró a 93,88 dólares, en alza de 35 centavos respecto al viernes.

Los precios del oro negro, que habían retrocedido cerca de 6 dólares en el mercado de Nueva York, repuntaron a pesar de que la jornada en los mercados financieros estuvo marcada por el pesimismo.

Wall Street y el euro operaban a la baja en el momento del cierre de la jornada del Nymex, mermados por el rechazo del Banco Central Europeo a apoyar a los países en dificultades de la zona euro.

Sin embargo, "la incertidumbre respecto a la península de Corea y a Irán permitieron que los precios se estabilizaran", constató John Kilduff, de Again Capital.

El líder de Corea del Norte, Kim Jong-Il, murió el domingo de una crisis cardiaca y será reemplazado por su hijo Kim Jong-Un, de 30 años.

Aunque esta designación era previsible, el mercado observa con inquietud el cambio de mando en el país, uno de los países más aislados del mundo que está dotado de armas nucleares.

Las tensiones geopolíticas suelen impulsar los precios del petróleo ya que los inversionistas temen que estas dificultades afecten a la producción y la distribución del petróleo.

"La semana pasada, el marcado caída debido a la inquietud por las rebajas (de las notas de la deuda soberana) y sus consecuencias en la demanda de petróleo. Sin embargo, con la muerte de Kim Jong-Il, los precios del petróleo suman una prima de riesgo", afirmó Phil Flynn, de PFG Best.

Por su parte, el precio del oro operó con un leve ascenso en sintonía con el mercado de acciones y después de una advertencia de Fitch Ratings, de que podría rebajar a Francia y otros seis países de la zona euro.

La onza troy del metal precioso subió apenas 0,03% respecto a la última cotización a u$s 1.595,60.

La semana pasada, el metal precioso registró su mayor pérdida en una semana desde fines de septiembre, cayendo casi al mínimo en 12 semanas ante la intensificación de los temores sobre la crisis de la deuda de la zona euro.

Dejá tu comentario