4 de febrero 2003 - 00:00

Febrero arrancó con un ni fu ni fa

Febrero arrancó con un  ni fu ni fa
Muy pocas operaciones. Tal vez demasiado pocas como para jugar a sacar alguna conclusión que tenga algún tipo de valor. Esto no evitó que de todas formas algunos calificaran la rueda como positiva (en suba y positiva son conceptos distintos), sobre la base de que se trató de la primera jornada del mes.
Sin muchos argumentos, la idea que más se escuchó tuvo que ver con que los datos sobre el gasto en la construcción y los del ISM apuntaron a que la economía estaría repuntando, algo que veríamos confirmarse este viernes, cuando se difundan los números sobre el empleo. La otra hipótesis sobre la que se hablaba tuvo que ver con la recuperación de las Bolsas europeas, que vivieron lo que parece ser el peor mes de enero en toda su historia (dejando las guerras de lado), y la caída de 2% en el precio del petróleo, sea porque terminó la huelga en Venezuela o por la decisión de la OPEC de no recortar los niveles de producción. No importa demasiado el motivo, con poco más de 1.200 millones de papeles negociados en las dos principales Bolsas del país y 0,7% que repuntó el Dow al cerrar en 8.109,82 puntos, es claro que lo más llamativo del día fue el paso al costado que dieron los inversores. Esto y el hecho de que el cierre de los principales índices estuviera alejado del máximo de la jornada fueron achacados a nuevas noticias provenientes de Irak por parte de los inspectores de la ONU. Si bien es cierto que mañana la administración Bush presentaría pruebas incuestionables en contra de Saddam Hussein, pero lo cierto es que en el mercado la atención estuvo puesta mucho más en tratar de adivinar quiénes salen ganadores y quiénes pierden luego de la tragedia del Columbia.

Dejá tu comentario

Te puede interesar