JxC piensa avanzar en el FGS para conseguir dólares

Economía

Economistas con capacidad eventual futura de decisión, plantean avanzar sobre la venta de las acciones en poder del sector público que están dentro del FGS, formado por el porcentaje capturado por el Estado al nacionalizar las AFJP.

Son tiempos de debate dentro de Juntos por el Cambio (JxC). Tanto en lo político como en lo económico. Y en este último capítulo hay aparentemente más coincidencias que en el primero. Saben los economistas que trabajan para los cuatro grupos que componen el frente opositor que uno de los principales problemas que debería encarar un eventual próximo gobierno, será lograr conseguir el ingreso de dólares de manera masiva, fuerte y más o menos rápida. Y que gran parte del éxito de un programa futuro de estabilización que incluya al mismo tiempo una buena relación con el mundo financiero mundial y el Fondo Monetario Internacional (FMI) dependerá de la conquista de divisas. Y que en una próxima eventual etapa de gestión de JxC ya no podría sostenerse el ingreso de dólares sólo desde el esquema de apertura de los dólares volátiles de los grandes fondos financieros, a la búsqueda de algún remozado carry trade o similar. Tampoco se podría avanzar en privatizaciones, remozando los inicios de la década del 90. Ante el panorama, y con total discreción por ahora, se trabaja en otra manera de obtener divisas con un esquema similar a la apertura masiva al capital privado, la alternativa de lograr ingresos de dólares de manera importante y sin recurrir al mercado financiero internacional. Y con un esquema que ya había sido acordado con el FMI en 2018.

Lo que está en mente de la mayoría de los economistas con capacidad eventual futura de decisión, es avanzar sobre la venta de las acciones en poder hoy del sector público que están dentro del denominado Frente de Garantías Sustentables (FGS), formado por el porcentaje capturado por el Estado al nacionalizar las Administradoras de Fondos de Pensión (AFJP). Este dinero es hoy administrado por Anses, y forma parte del patrimonio de la entidad que maneja Fernanda Raverta. La intención de JxC es que ante un eventual gobierno de ese frente, se envíe rápidamente una ley al Congreso que permita una reforma estructural del FGS, permitiendo avanzar en un programa de recompra de esas acciones por parte de los privados, privilegiando primero a los propios dueños de las empresas, quienes tendrían ventajas comparativas y competitivas para “recuperar” sus compañías. Según la idea en ciernes, los privados podrían durante un tiempo buscar financiamiento internacional o proponer algún tipo de “plan de pagos”, pero siempre respetando la consigna que lo que debe ingresar al estado son dólares. Luego, si los privados propietarios no consiguen la recompra, podrían presentar socios (por ejemplo, bancos o fondos de inversión) para, en una tercera etapa, abrirse al capital para vender en el mercado las acciones.

El desprendimiento de acciones del FGS tiene un antecedente menos ambicioso de los tiempos de Mauricio Macri. Durante el lanzamiento del la “Reparación Histórica” impulsada en el primer año de gestión del expresidente, donde se buscaba financiamiento para una suba en las jubilaciones, se intentó garantizar parte de la capitalización necesaria para pagar las pensiones futuras con el dinero proveniente de la venta de algunas de las empresas del paquete del FGS. La idea luego fue incluida en el acuerdo con el FMI bajo la fórmula siguiente: “amortización de activos de los fondos de pensión que se encuentren actualmente en posesión del Gobierno”. En 2018 se especulaba con la posibilidad que el FGS aportara entre u$s3.000 y u$s4.000 millones sólo ese año, más otro tanto en una segunda etapa.

Fuentes de JxC hablan del serio interés de varias de las empresas de volver a tener bajo dominio propio estas acciones y terminar con la convivencia con funcionarios públicos en sus directorios.

Temas

Dejá tu comentario