Acuerdo con el FMI: ¿Es bueno o malo para los economistas?

Economía

Mientras algunos destacan que no habrá reformas estructurales o que el sendero fiscal es razonable, otros ven que algunos compromisos son difíciles de cumplir o que habrá un ajuste sobre sectores necesitados.

Luego de semanas de tensión entre el Gobierno y el Fondo Monetario Internacional (FMI), y fuerte deterioro de las variables financieras, este viernes se confirmó el acuerdo con el organismo multilateral de crédito. El mismo contempla desembolsos por cerca de u$s44.500 millones para cubrir los vencimientos, que serán otorgados siempre y cuando el país respete una serie de compromisos en materia fiscal y monetaria.

La opinión de los especialistas respecto de la noticia más importante de la jornada es variopinta y no es uniforme dentro de cada espacio político. Mientras algunos destacan que no habrá reformas estructurales o que el sendero fiscal es razonable, otros ven que algunos compromisos son difíciles de cumplir o que habrá un ajuste sobre sectores necesitados.

Emanuel Álvarez Agis

El ex viceministro de Economía y director de la consultora PxQ, Emanuel Álvarez Agis, aseguró en declaraciones radiales que el acuerdo "sorprende por lo bueno" ya que no contiene reformas estructurales, e impulsa la obra pública, sin ajuste, como era tradicional en los programas de la institución.

"Estoy muy sorprendido. Esperaba un acuerdo clásico con reforma estructural y baja en el gasto", señaló en diálogo con El Destape.

Noemí Brenta

La doctora en economía e investigadora en temas vinculados con el FMI, Noemí Brenta, destacó que que el acuerdo "descomprime la situación actual de enorme incertidumbre" y que "es razonable".

"Dada la correlación de poder entre Argentina y las grandes potencias occidentales fue lo que se pudo alcanzar”, acotó en radio FM 97UNE, aunque advirtió que esto no implica que Argentina saltará al desarrollo inmediatamente.

Pablo Bortz

Pablo Bortz, economista, investigador del Conicet y codirector en la Maestría en Desarrollo Económico de la UNSAM, valoró la llegada a un acuerdo ya que el default "implicaba la caída de todo financiamiento oficial (BID, CAF, largo etc), cero financiamiento para una enormidad de proyectos, y probablemente emporaba el perfil externo/brechas cambiarias".

En cuanto a los puntos expuestos por el Gobierno, Bortz resaltó como positivo que se haya logrado un acuerdo de facilidades extendidas (EFF) sin reforma jubilatoria y laboral, como suele ocurrir con este tipo de pactos.

En su cuenta de twitter, el especialista enfatizó sobre la importancia de volver a tener acceso al crédito para financiar inversiones y para "rollear" los vencimientos de deuda, aunque con regulaciones de la cuenta financiera. Además, subrayó la relevancia de fortalecer el mercado de deuda en moneda local, uno de los objetivos del ministro Guzmán.

Encuesta

Martín Kalos

El director de la consultora EPyCA, Martín Kalos, expresó que el acuerdo "tardó de más" pero representa un "punto para el Gobierno".

Respecto de las metas de déficit, que bajaría hasta el 0,9% (sobre el PBI) en 2024, el economista lo ve como "factible básicamente si se reducen los subsidios energéticos, que además sería lógico y razonable".

Sin embargo, Kalos considera que hay algunos objetivos que se propuso el Gobierno que son complicados de cumplir en este contexto. "¿Cómo se acumulan u$s5.000 millones en Reservas este año, sosteniendo las políticas actuales?, se preguntó.

Guido Lorenzo

Por su parte, el director de la consultora LCG, Guido Lorenzo, dijo que el Gobierno y el FMI "patearon la pelota para adelante".

El docente en la UBA aclaró que el acuerdo implica que el organismo "te refinancia los vencimientos por dos años y medio sujeto a que cumplas con 10 revisiones trimestrales", pero después "deberías pagar u$s44.500 millones en los siguientes 6/7 años". En ese sentido, estima que las reformas "se acordarán con el próximo gobierno".

Lorenzo aseveró que los pedidos en materia fiscal, monetaria y sobre reservas eran esperables y destacó como lo más novedoso que parte del monto que el FMI desembolsará durante la vigencia del acuerdo "se había pagado con DEG, así que quizás haya un financiamiento neto positivo por unos u$s4.500 millones (no quedó claro)".

Andrés Asiain

Por último, quien fue muy crítico con el acuerdo fue Andrés Asiain, Director del Centro de Estudios Económicos y Sociales Scalabrini Ortiz (C.E.S.O.).

"Un esquema de desembolsos que no refuerza reservas y nos tiene atados a revisiones periódicas para evitar el default, no genera estabilidad económica y nos condena al tutelaje del FMI. Ojala me equivoque pero creo que nos estamos disparando en el pie", sentenció.

Temas

Dejá tu comentario