"Mirá que te como": en las mesas piden por el "Dibu" Martínez ante el FMI

Economía

Entra el "Dibu", ¿quién sale? En el 11 de la calle Wall se habla de la tenure. Un gurú en standalone. Un real muy depreciado. A full contra el CCL. ¡Otra que las hipotecas subprime!

En las mesas ya piden a gritos la incorporación del “Dibu” (Martínez) al equipo negociador con el FMI. ¿Se la podrá comer a Kris? Lo cierto es que Georgieva, a horas de la “Bienal de Venecia” del G20 marca la cancha de la futura negociación. Claro que, a cambio, promete que antes de septiembre terminará el proceso de asignación de los u$s650.000 millones de nuevos DEG (de los que Argentina recibiría unos u$s4.000 millones).

Según hombres del mercado ligados a Wall Street y con llegada a pasillos del organismo internacional, afuera no ven cerca un acuerdo. Lo que sí tienen claro es que la economía que dejará el proceso electoral a fin de año será un verdadero campo minado, con un exceso de pesos, con apenas u$s2.500 a u$s3.000 millones de reservas netas y un programa económico electoral.

Por esto, sencillamente, consideran clave el acuerdo con el Fondo. Hoy dicen verlo lejos, no antes de marzo que viene, y no descartan, o sea, ya no le dan probabilidad cero, a un default con el organismo (en el I trimestre 2022 vencen más de u$s4.000 millones). Por más que se descuente que los próximos vencimientos calzan con los nuevos DEG. Encima el acuerdo debe pasar por el Congreso, el que surja de las legislativas de noviembre. ¿Por qué opinan esto? Debido a que el Fondo, por más amigable y comprensivo que sea por la pandemia y el caso argentino 2018, quiere ver un plan con consistencia fiscal y monetaria, y con un gradual desarme del cepo. Hoy todo esto parece ciencia ficción.

Como si fuera poco a Martincho lo ven contra las cuerdas locales, y aferrado a la red carpet. Sobre todo porque dicen, en cercanías del Eleven Wall St., que ni le quedaría el refugio académico ya que la universidad no le daría la ansiada “tenure”, o sea, la estabilidad del cargo. Pero bueno, como todo ministro siempre está el rebusque de la consultoría local e internacional, las charlas y demás beneficios intangibles que brinda el paso por la función pública. Los Maquiavelos conocedores de las internas del poder, señalan que su permanencia, lógicamente, depende de la mentora del edificio de Rodríguez Peña y de qué manera llegue la economía a las PASO y las legislativas.

Un influyente exfuncionario ligado a Cambiemos hacía números, junto a colegas del FdT, sobre el stock de reservas netas a fin de año y fue elocuente que de no haber aparecido la súper-soja hace rato el stock de reservas líquidas era negativo lo que hubiera acelerado un cimbronazo cambiario. Hoy calcularon las netas en más de u$s6.000 millones y las líquidas en u$s2.500 millones.

Uno de los más legendarios y prestigiosos consultores locales vivió en carne propia ser ciudadano standalone. Fue durante una charla que brindó en Nueva York para fondos de inversión global y emergente. A la hora de las preguntas lo pasearon por toda la región, y si bien, según él, cada vez que podía intentaba referenciar a la Argentina, no solo no recibió ninguna consulta por el país standalone sino que le insistían en no perder tiempo con datos criollos. “Estamos totalmente fuera del radar”, le confió a un pariente, gestor de uno de los mayores fondos de private equity de Wall Street.

Se habló mucho de Brasil, considerándose que la corrección del real ha sido excesiva al superar los 5,2 reales por dólar (desde los 4,9). Mucha inquietud con Perú y Chile, donde se encaran, con diferentes procesos, intentos de reformar la Constitución. Reina el temor que haya un abrupto giro hacia el populismo y a modelos similares al venezolano o boliviano. Al respecto, un gestor de fondos emergentes comentó que en Bolivia el proyecto de ley que impulsa que todo el oro producido en el país se ofrezca al banco central a medida que acumule reservas.

Quizás el temor a la híper de los ’80 o la medida tomada en 2018 de suspender la venta de dólares explican el proyecto. Algunos dicen que es para frenar el comercio ilegal de lingotes. Según el proyecto los productores locales necesitarían una certificación para vender en el extranjero y primero tendrían que ofrecer su oro al banco central a precios internacionales a cambio de exenciones fiscales. Solo se permitirían las exportaciones una vez que el banco alcance sus límites anuales de compra. Bolivia tiene actualmente alrededor de u$s2.600 millones en reservas de oro.

¡Atención El Patria! Otro gestor aportó un dato sobre Rusia, en realidad sobre la nueva guerra fría lanzada por Biden. Pocos días después de que Putin presentara una nueva estrategia de seguridad nacional (justo lo hizo el 4 de julio), el Fondo Soberano de Rusia, con casi u$s200.000 millones, cumplió con la orden y la amenaza del presidente ruso de liquidar los activos en dólares. Esta decisión es coherente con la del Banco Central de Rusia que ha descartado las reservas denominadas en dólares a favor del oro.

Sin duda el dólar es el tema que ocupa la atención. Pero sobre todo, analistas e inversores pasan gran parte de la jornada tratando de desentrañar los volúmenes operados por el BCRA en el mercado de bonos para intervenir el CCL y MEP. El consenso, más allá de las diferentes estimaciones, es que Don Pesce está jugando fuerte. De ahí que todos van recalculando diariamente el probable stock de bonos en poder del BCRA. Hacen hincapié en que desde que el 14 de junio se limitó operar con AL30 renació la brecha. La estrategia de vender los bonos en dólares a cambio de pesos y luego recomprarlos con divisas, está saliendo un poco cara. Y muchos ya advierten que no hay un solo CCL o MEP, ya son varios, con Globales, con acciones, etc. Una ensalada de tipos de cambio financieros. Pero quizás lo más preocupante fue lo que tiró un reconocido gurú de la City a clientes acerca de maniobras impuras tendientes a controlar el mercado cambiario a través de hipotecas truchas. “Mejor no hablar de ciertas cosas”, dijo al estilo Luca.

Temas

Dejá tu comentario