Guzmán: "Estas medidas apuntan a múltiples objetivos, uno de ellos es fortalecer las reservas"

Economía

El ministro de Economía, Martín Guzmán, dio a conocer una batería de medidas para impulsar la reactivación económica y sostener la estabilidad del tipo de cambio. El plan presentado esta tarde en Casa Rosada incluye la reducción a las retenciones al agro, la industria y la minería, aumentos en reintegros, fomento a la construcción y ampliación de instrumentos de ahorro en pesos. "Poner a Argentina de pie requiere que vayamos todos y todas en la misma dirección", dijo.

Ante la crisis económica-productiva y de divisas que atraviesa el país, el Gobierno anunció este jueves una batería de medidas enfocadas en impulsar la reactivación, fomentar el ingreso de dólares y enfriar la tensión cambiaria. “Hay que mantener la estabilidad del tipo de cambio”, dijo el ministro de Economía, Martín Guzmán, durante la conferencia de prensa realizada esta tarde en Casa Rosada, y agregó que "estas medidas apuntan a múltiples objetivos, uno de ellos es fortalecer las reservas internacionales".

El anuncio, realizado en conjunto entre Guzmán, el titular de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, y de Agricultura, Luis Basterra, se llevó a cabo en el Salón de la Mujer. Allí, los funcionarios dieron a conocer el plan que estará enfocado en los sectores del complejo agroexportador, industrial, minero, energético y de la construcción.

"Hoy estamos viendo una situación claramente dura pero al mismo tiempo hay un panorama que da lugar a establecer un sendero virtuoso de recuperación", consideró Guzmán, al asegurar que las medidas apuntan a generar "más posibilidades para argentinos y argentinas, donde haya creación de trabajo y las empresas puedan actuar en un esquema de cada vez mayor estabilidad y confianza" y que al mismo tiempo permita "continuar trabajando en la reducción de la inflación, que hay que ir haciéndolo en una forma que sea consistente en el tiempo".

Al acto asistieron el presidente de la Unión Industrial Argentina (UIA), Miguel Acevedo, el titular del Consejo AgroIndustrial, José Martins, además de Iván Szczech, de la Cámara Argentina de la Construcción, el presidente de la Cámara de la Industria Aceitera, Gustavo Idígoras, y el titular de la Cámara de Empresarios Mineros, Alberto Carlocchia.

El paquete de medidas incluye la reducción de retenciones al agro y de derechos a la exportación de bienes industriales, además de políticas de fomento a la inversión en la construcción y la energía, cuyo objetivo apunta a reactivar la producción y generar mayor ingreso de dólares para sostener la demanda creciente de divisas que, pese al cepo, en los últimos meses derivó en una sangría en las reservas del Banco Central.

Con respecto al agro, y tal como adelantó este miércoles por Ámbito, el Ejecutivo avanzarán en una baja transitoria de las retenciones a la soja de alrededor de 3 puntos por 90 días (al pasar de 33% a 30%). Guzmán dio a conocer que "habrá reducciones para ventas al exterior de granos de soja y principales derivados. Para granos se reduce del 33% al 30% en octubre, creciendo al 31% en noviembre, 32% en diciembre y convergiendo al 33% en enero%.

Además se implementará una reducción al biodiesel, que pasará del 30% al 26% en octubre "convergiendo al 29% en enero de 2021", explicó el ministro de Economía. A su vez, se aplicará una baja definitiva de hasta 4 puntos de los derechos de exportación de la carne bovina, la cual pasará de 9% a 5%.

Asimismo, convocó al Consejo Agroindustrial "a una reunión para profundizar el dialogo el 14 de octubre" con el fin de "trabajar en una ley de desarrollo agroindustrial, que apunte a generar aumento de la producción, mayor valor agregado y mayor diversificación".

Guzmán.jpg

Además, el ministro de Economía informó que están avanzando en la creación del programa de compensación y estimulo a pequeños y medianos productores de soja. "Implica una inversión de hasta $11.550 millones", aseguró, y explicó que se realizará mediante un "criterio de asignación progresivo: las compensaciones serán mayores para las zonas alejadas a la zona núcleo, por un carácter federal".

A propósito de los beneficios para el sector industrial, Guzmán adelantó que "se está modificando el esquema de derechos a la exportación y de reintegros, con una mirada estratégica que busca incentivar la producción con mayor valor agregado, incentivar las exportaciones y diversificar la canasta productiva al mismo tiempo que se promueve la creación de empleo". En ese sentido, detalló que “se bajarán bienes finales industriales al 0% y los insumos industriales al 3%” mientras que al mismo tiempo “se eliminan los derechos de exportación al sector automotriz para las exportaciones incrementales por fuera del Mercosur”.

Además, el Gobierno implementará un aumento del piso de reintegros a la exportación "en función del valor agregado". "Subimos los bienes finales industriales a 7% y de los insumos elaborados industriales a 5%", dijo el funcionario de Economía.

Siguiendo esa línea, dieron a conocer que se reducirá del 12% al 8% los derechos de exportación para el sector minero. Al respecto, dijo que "se reglamenta lo que establecía la ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva" a partir de lo cual se avanza en “una reducción de los derechos de exportación de los metales al 8%”, el tope que establece tal legislación.

Con respecto a la construcción, puso el foco en el desarrollo de viviendas, lo cual dijo que “es central, para el desarrollo social y que además juega un rol clave en la recuperación económica”. Estos dos aspectos movilizaron al Gobierno a enviar dos proyectos de ley al Congreso, que según Guzmán buscarán “fomentar la construcción de nuevas vivienda y mejorar la cobertura y sustentabilidad del sistema de crédito hipotecario”.

Para estimular el desarrollo de nuevas viviendas, informó que “se dispone exención de Bienes Personales a los activos financieros que se apliquen a nuevas construcciones” y "se diferirá ganancias y el impuesto a las transferencias de inmuebles a lo que corresponda a aportes de inmuebles, como terrenos, o proyectos de construcción” que durará hasta que se finalice o se cobre la obra.

En paralelo a los anuncios tendientes a enfriar la tensión cambiaria, el Ejecutivo dio a conocer un grupo de medidas a partir de las que creará nuevos instrumentos de ahorro. Entre ellas se encuentra una mejora en tasa plazo fijo, la implementación de un bono “dollar linked” para cadena agroindustrial, plazo fijo “dollar linked”, bono YPF, bono ARSAT y un bono “metro cuadrado”.

"El BCRA ha anunciado un sendero para el rumbo de la política monetaria que implica una armonización de la tasa de interés", dijo Guzmán esta tarde. "Por la pandemia, hemos tenido que recurrir al financiamiento del BCRA para sostener a los distintos sectores de la economía", añadió el ministro y señaló que a partir de ahora buscarán "definir una tasa que sea referencia para la sociedad, y que haya programas productivos que tengan como referencia ese parámetro e ir avanzando en el que sistema financiero canalice el financiamiento privado en inversiones productivas".

Siguiendo esa línea, dio a conocer que el martes próximo la secretaria de Finanzas licitara "un instrumento en pesos atado al valor del dólar. Lo hacemos porque reafirmamos una política de mantener el tipo de cambio real". Según explicó, apuntan a que haya un mayor rendimiento de los activos en pesos "a tasas sostenibles y que contribuya a mejorar las condiciones al sector productivo".

Al mismo tiempo, adelantó: "Enviaremos al Congreso un proyecto que permita desgravar de bienes personales a los activos financieros en pesos, como las Obligaciones Negociables, generando una situación más virtuosa para la inversiones productivas".

Un punto a resaltar de las medidas que tomó el Gobierno esta tarde y que fue anunciada por Guzmán en diálogo con Ámbito, tiene que ver con la ampliación de la restricción a la compra de dólares a funcionarios jerárquicos como ministros, secretarios, subsecretarios del Poder Ejecutivo, y a diputados o senadores del Poder Legislativo. La medida durará por el tiempo que esté activo el programa de ATP, lo que funciona como un guiño hacia aquellos empleados del sector privado que en las últimas horas se anoticiaron que al cobrar su salario mediante dicho programa, se verán imposibilitados de comprar divisas. Sin embargo, hasta el momento no hubo novedades respecto a funcionarios del Poder Judicial.

"Estamos todos en el mismo barco. Poner a Argentina de pie requiere que vayamos todos y todas en la misma dirección", enfatizó Guzmán desde Casa Rosada. Esto, dijo, requiere de" políticas de Estado, de una relación bien articulada y civilizada en cuestiones claves para la estabilidad y el desarrollo, de mantener la sostenibilidad de la deuda, en alcanzar la sostenibilidad fiscal, en promover las exportaciones , en promover las condiciones que generen la recuperación del mercado interno, en potenciar la obra pública, en la educación, en asegurar un sistema de salud pública adecuado y en asegurar que Argentina es una sociedad que aprende y genera conocimiento", concluyó.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario