Informe negativo sobre consumo y los inmuebles

Economía

Washington (ANSA) - La economía norteamericana se desliza hacia la recesión, con un consumo debilitado y el mercado inmobiliario anémico. Así se desprende del nuevo Beige Book, el informe de la Reserva Federal sobre la economía norteamericana, que emite cada mes y medio esa institución.

Los dichos de la Fed confirman lo expresado por el presidente del organismo, Ben Bernanke, al Senado, frente al cual precisó que una recesión en Estados Unidos es posible.

Nueve de los doce distritos de la Reserva Federal, explica el Beige Book, han mostrado una «desaceleración del ritmo de actividad económica, y sólo Boston, Cleveland y Richmond-registraron actividad-«mixta o estancada».

En el anterior Beige Book, publicado en marzo, sólo dos tercios de los distritos habían reportado un debilitamiento de la economía.

El consumo resultó «débil» en todo el país, sostiene el Book, y la demanda inmobiliaria se presenta «anémica». En tanto, las financieras han acusado una «desaceleración de la demanda de préstamos».

El Libro Beige mantiene elevada la presión sobre el banco central para un ulterior recorte de las tasas de interés, con el objetivo de contrarrestar la desaceleración de la economía. El aumento de precios de alimentos y commodities confirma, empero, que la inflación sigue siendo una preocupación y el mayor obstáculo a una política monetaria más blanda.

En marzo, la tasa de inflación subió a 0,3%, y el dato «núcleo», o sea, sin alimentos ni petróleo, marcó un alza de 0,2%. Sobre la base acumulada de 12 meses, el índice de precios al consumidor en marzo fue de 4%, el mismo de febrero, mientras que el dato «núcleo» para dicho lapso fue de 2,4%, tras 2,3% de febrero, que es el crecimiento más modesto desde octubre pasado.

Dejá tu comentario