Para ahorristas: fondos bimonetarios reducen costos y dan flexibilidad

Economía

La industria de Fondos Comunes de Inversión (FCI) festejó este miércoles la decisión de la Comisión Nacional de Valores (CNV) de autorizar la suscripción de cuotapartes en distintas monedas, una medida que permitirá una mayor participación de inversores extranjeros en FCI, según fuentes oficiales. 

"La resolución es muy importante para el fomento y desarrollo del mercado a través de la industria de fondos, y le da mayor flexibilidad a cuestiones administrativas y operativas", indicó a ámbito.com, Ramiro Marra, director de Bull Market Brokers. 

Para José Echagüe, estratega de Consultatio Asset Management, "es una gran noticia, recuperamos algo que en Argentina se hacía en el pasado. La resolución ayuda a disminuir el costo de transacción, agrega flexibilidad, y permite un funcionamiento más eficiente del mercado. Y también le agrega un atractivo a la industria de fondos, que es el vehículo natural que tienen las personas para ahorrar de una manera profesional". 

La medida, que quedó establecida a partir de una Resolución General de la CNV, publicada este miércoles en el Boletín Oficial, tiene dos particularidades para destacar, coinciden en el mercado de fondos. 

La primera es que beneficia a los ahorristas argentinos que a partir de ahora podrán invertir en un fondo con una moneda distinta a la que está constituido ese FCI. Esto permite "disminuir los costos de transacciones de las distintas curvas. Si un minorista tenía dólares y quería comprar Lebac, antes tenía que cambiar sus dólares a pesos, comprar las letras del BCRA. Lo mismo si quería comprar Letes a través de un fondo, tenía que tener dólares; ahora lo puede hacer directamente con los pesos", ejemplifica Echagüe. 

Es decir, el costo por transacción que debía afrontar sobre todo el inversor minorista era altos para suscribir fondos en una moneda y después cambiarla por otra. 

A su vez, también se blanqueó la posibilidad de suscribir a fondos con activos, es decir, entrar a FCI de acciones, directamente con mis propias acciones de cuotapartista. Era algo que ya se hacía de hecho. 

Actualmente, los FCI "solo pueden ser suscriptos por el público inversor mediante la entrega de dinero en la moneda de los mismos o, si el administrador lo aceptase, en valores negociables con oferta pública en mercados del país autorizados o del extranjero, a criterio exclusivo del administrador y dentro de las limitaciones establecidas por su política, objetivos y objeto de inversión", recordaron fuentes oficiales. 

Encuesta

¿Alguna vez invirtió en Fondos Comunes de Inversión?




Por otro lado, la resolución de la CNV - que replicó la "experiencia" de países que tomaron decisiones similares, como Chile, Brasil y España - permitirá una mayor participación en la industria de inversores extranjeros, que no contaban con la habilitación para suscribir directamente a fondos nacionales. "Hasta ahora los extranjeros tenían que pasar por el mercado de cambios antes de suscribir a una cuotaparte de un fondo. Es decir, tenían un costo extra ya que debían vender sus divisas para entrar, y luego si rescataban su cuotaparte debían comprar dólares en el mercado, era totalmente inoperativo", resalta Marra. 

De todos modos, en el mercado de los FCI las sociedades gerentes de fondos todavía deben definir qué tipo de cambio considerarán para suscribir un fondo nominado en pesos. Podría ser el contado con el liqui, o utilizar la cotización del Banco Nación, explican. 

MERCADO HOY: MUCHO PARA CRECER 

Si bien el mercado de fondos comunes viene creciendo a paso firme en el último año, su patrimonio con relación al PBI sigue siendo muy bajo si se lo compara con países limítrofes, como Chile, o Brasil, por ejemplo. 

En los últimos 12 meses, la Industria argentina de FCI Abiertos presentó un ascenso del 113% desde los $ 248.212 millones hasta los $ 481.481millones al 30 de junio pasado, según la Cámara Argentina de Fondos Comunes de inversión (CAFCI). 

"Estamos lejos todavía de otros países, pero medidas como esta le dan una mayor flexibilización, ya que no se puede incrementar un mercado solo con tus propios capitales, sino que tenés que generar las condiciones para vengan inversores extranjeros", dice Marra. 

FONDOS CON MAYORES ATRACTIVOS 

Históricamente los inversores tienen predilección por los fondos en renta fija. Dentro de ellos, sobresalen en la actualidad, los FCI en pesos, conformado por Lebac de corto plazo. De todos modos, para el caso de inversores extranjeros habrá que ver si son habilitados a suscribir este tipo de fondos ya que el año pasado el BCRA limitó la venta de Lebac a inversores internacionales en el mercado local para desacelerar la fuerte demanda que había por estas letras en pesos, después de que su tasa trepara al 38% anual. 

La otra alternativa que pica en punta son los fondos de renta fija, pero en dólares, conformados por Letes, y bonos de mediano y largo plazo. "Toda la deuda argentina es tentadora para un inversor de afuera, en un escenario de tasas bajas en el mundo", analizó Marra, por lo que este tipo de fondos podría captar gran parte del interés de los extranjeros. 

Dentro del mercado local, en tanto, se allana el camino para aquellos inversores dolarizados que quieren Lebac, y para aquellos ahorristas con pesos que buscan fondos con activos en divisas.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario