Socios en todo: atraen poca inversión

Economía

La inversión extranjera en la Argentina (IED) cayó casi 30% el año pasado y es el destino al que menos llegan capitales entre los mayores países de América latina. Así lo indica el último informe con expectativas para mercados emergentes elaborado por Standard & Poor's en base a datos del UNCTAD (Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo).

El estudio muestra que en 2006 sumó u$s 3.300 millones de dólares la inversión proveniente del exterior en la Argentina contra los u$s 4.700 millones que había recibido en 2005. El único país de la región que tuvo un saldo negativo también el año pasado fue Colombia, donde la IED cayó 52% (pero sumó u$s 4.900, 30% más que la Argentina).

  • Atracción

    Según explicó a este diario Sebastián Briozzo, analista de Riesgo Soberano de la calificadora, «la muestra más importante del ranking, que permite una posterior lectura sobre el comportamiento de los capitales en la Argentina, es que los países desarrollados son los que continúan atrayendo los mayores flujos de inversión extranjera que en las economías en desarrollo». Mientras que en 2006 los países del Primer Mundo concentraron casi 62% del total de IED (u$s 761.300 millones), los mercados emergentes con apenas 38% (u$s 469.100 millones) aun cuando en regiones como el sudeste asiático la llegada de inversiones está creciendo fuertemente.

    «El menor interés de inversores del mundo en el país está relacionado con medidas que aún están pendientes desde la recuperación de la crisis de 2001. Básicamente está vinculado con la falta de reglas de juego claras que más se notan en las empresas de servicios públicos que son las que suman inversiones de más escala», señaló Briozzo.

    Muestra de eso es que después de mantener un promedio de u$s 10.600 millones entre 1993 y 1998, la Argentina recibió inversiones directas del exterior por u$s 24.000 en 1999 y fue bajando drásticamente hasta llegar a u$s 1.600 millones en 2003. A partir de ese año se fue incrementando: 169% en 2004 y 9,3% en 2005 hasta la caída de 29,8% del año pasado.

    Aún con el bajo nivel de inversión extranjera en el mercado local que existe (entre u$s 3 mil millones y u$s 4,7 mil millones en los últimos tres años) la economía argentina crece a tasas superiores a 8% en el mismo período. La preguntaque se hacen los economistas y el gobierno es ¿hasta cuándo puede sostenerse la recuperación si no se atrae a inversores internacionales porque el país no es confiable? Con alta inflación, inseguridad jurídica y disputas en tribunales internacionales con empresas extranjeras que ya fueron perjudicadas, se responden que cada vez es más difícil.

  • América latina

    En cuanto a América latina como región, los flujos de capital permanecieron sin cambios en 2006 en comparación con el año anterior. En los tres últimos años México fue el país latinoamericano que más inversión recibió (20%), seguido por Brasil con 16%, Chile con 7,8%, Colombia 6% y la Argentina 4%.

    Los primeros tres países ocupan además el grupo de las 10 economías emergentes que más IED reciben.

    En la Argentina, según el último informe del balance cambiario del Banco Central, «los fondos aportados se dirigieron a los sectores oleaginosos y cereales, comercio, alimentos y bebidas, industria química y minería».

    Los siguientes son los puntos principales del informe de Standard & Poor's:   

  • Los flujos de IED en todo el mundo crecieronpor tercer año consecutivo y alcanzaronu$s 1,23 billón. La evolución es impresionante si se considera que en 2006 hubo un crecimiento de 34,3% comparado con 28,9% de 2005 (cuando sumó u$s 916.300 millones). El año pasado apenas se ubicó por debajo del récord de 2000 cuando alcanzó los u$s 1,4 billón.   

  • Los mejores precios de los commodities contribuyeron con el crecimiento de las inversiones en economías emergentes (Rusia, Bolivia, Venezuela y Ecuador) a pesar de la intervención del Estado en los sectores dedicados a los recursos naturales, medidas de las que recién se verá impacto en 2007. En esos países la IED se verá deteriorada mientras que en aquellos que se encuentran en procesos de privatización (Egipto, Marruecos, Turquía e Israel) sucederá lo contrario.   

  • Los diez países emergentes que más inversión extranjera directa recibieron en 2006 fueron China, Hongk Kong, Singapur, Rusia, México, Turquía, Polonia, Brasil, Chile e India. Según las previsiones para 2010, serán los mismos países los que ocupen el ranking aunque con variaciones en los últimos puestos.   

  • Los capitales extranjeros invertidos alcanzarán en 2008 u$s 1,5 billón y en 2010 será de u$s 1,7 billón.

  • En Africa, el crecimiento de la IED fue hacia los países productores de petróleo y a aquellos que más rápido están haciendo una reforma económica como Egipto o Marruecos.   

  • Asia recibió la mayor IED en términos nominales: u$s 178.000 millones (38% del total mundial). China continuará atrayendo a los capitales hasta finales de década, basados entre otras cosas en costos competitivos. En Corea del Sur se redujo drásticamente la llegada de capitales por un corte en el período de reducción de impuestos para extranjeros (de 7 a 10 años).

  • En los 10 nuevos miembros de la unión europea se incrementó la llegada de inversiones foráneas 13%. Llegó a u$s 38 millones.

  • Medio Oriente se vio afectado por la inestabilidad política y una pequeña exposición al comercio internacional.
  • Dejá tu comentario