Otra tech barranca abajo

Edición Impresa

Las autoridades chinas solicitaron al gigante de los vehículos de transporte con conductor Didi que establezca un plan para dejar de cotizar en la Bolsa de Wall Street.

Las acciones estadounidenses se desplomaron en la apertura de una sesión acortada por el Black Friday, ya que las preocupaciones sobre una nueva variante de covid-19 potencialmente resistente a las vacunas asustaron a los mercados globales, lo que provocó ajetreo por reactivar los intercambios pandémicos.

Hubo poco movimiento en todos los ámbitos que no fueran atribuibles, directa o indirectamente, a la noticia de que los científicos sudafricanos habían identificado una nueva variante del virus, conocida como 1.1.529, muy contagiosa. Como era de esperar, las acciones de viajes, ocio y hotelería se vieron muy afectadas, con las líneas de cruceros cayendo más del 10%.

Sin embargo, y a pesar de la incertidumbre sobre la efectividad de las vacunas actuales para con esta nueva mutación, las compañías detrás de esos medicamentos se beneficiaron inmediatamente del cambio de actitud y algunas subieron, dadas las expectativas creadas, entre un 19% y un 22%. aproximadamente. El índice Dow Jones de Industriales finalizó en 34.899,34 puntos bajando el 2,53 %, el S&P500 se situó en los 4.594,62 puntos perdiendo el 2,27 % y el Nasdaq Composite depreciándose el 2,23% llegó a los 15.491,66 puntos.

La noticia relevante

Las autoridades chinas solicitaron al gigante de los vehículos de transporte con conductor Didi que establezca un plan para dejar de cotizar en la Bolsa de Wall Street.

La entrada en junio al mercado bursátil estadounidense de Didi, conocida como el “Uber chino”, quedó opacada por una investigación lanzada a los pocos días por las autoridades de la megapotencia por cuestiones de ciberseguridad.

Se asegura que los reguladores chinos han urgido a los ejecutivos de la firma a retirarse de la Bolsa de Nueva York por el temor a la filtración de datos sensibles.

“La información señala que una privatización o un traslado a la bolsa de Hong Kong figuran entre las opciones. La Administración del Ciberespacio de China ha urgido a la compañía a trabajar en los detalles, sujetos a autorización del Gobierno”.

Didi había recaudado 4.400 millones de dólares en su salida a Bolsa en Wall Street, el mayor monto para una empresa china desde Alibaba en 2014.

La firma se ha visto muy impactada por las medidas regulatorias tomadas por Pekín sobre las grandes empresas tecnológicas locales, que también afectó a Alibaba, Tencent y Meituan.

Dejá tu comentario