Presión para aumentar el aforo y para que vuelvan los visitantes

Edición Impresa

Hay muchas versiones y cada vez suenas con más fuerzas. Se dice que para la próxima fecha podría volver el público visitante, realizándose una prueba pilotos en algunos partidos; otros dan casi como un hecho que a principios de noviembre el Gobierno aumentará al aforo a los estadios un 20%; en tanto Talleres solicitará que para recibir a River pueda ocupar la capacidad del Estadio Kempes en un 70%, petición que estará acompañada por el aval de Gobierno cordobés.

Todas versiones, todos trascendidos, algunos con más fuerza, otros con un valor relativo. Sin embargo, las presiones desde distintos sectores comienzan a profundizarse.

Lo concreto y real es que la Fiscalía de Eventos Masivos de la Ciudad de Buenos Aires dispuso a última hora del sábado la clausura por cinco días del estadio “Tomás Adolfo Ducó” de Huracán, ante el posible incumplimiento del aforo del 50 por ciento permitido para los encuentros de fútbol, por lo que podría correr riesgo la disputa del clásico contra San Lorenzo, el próximo fin de semana.

Investigación

La medida fue adoptada por la fiscal Celsa Ramírez, que iniciará una investigación tendiente a determinar cuántas personas hubo durante el encuentro frente a Boca, al igual que ocurrió anteriormente con River, Vélez y el “Xeneize”, además del encuentro de la Selección argentina por las Eliminatorias.

Durante el primer tiempo del partido que terminó 3-0 en favor de los dirigidos por Sebastián Battaglia, el árbitro Nicolás Lamolina tuvo que frenar el juego debido a las agresiones que hinchas del “Globo” realizaron contra el banco de suplentes del “Xeneize”, incluso propinando escupitajos, lo que representa una gravedad mayor en este contexto de pandemia de coronavirus.

Por lo pronto, la clausura por cinco días impedirá que el equipo femenino de Huracán reciba a Comunicaciones por la octava fecha del torneo Clausura.

Dependiendo de cómo avance la investigación de la fiscal Ramírez, el “Globo” podría perder su localía para un encuentro clave como el clásico barrial frente a San Lorenzo, previsto para el próximo domingo por la fecha 18 de la Liga Profesional.

En tanto, el Ministerio de Salud habilitaría casi con seguridad para los primeros días de noviembre el aumento al 70% la capacidad de público en los eventos masivos al aire libre.

Esta decisión se fundamenta en que en la actualidad Argentina lleva 20 semanas consecutivas de baja de casos de covid-19 y que hay casi un 89% de disminución de ocupación de las camas de terapia intensiva.

Matías Lammens, ministro de Turismo y Deportes fue el que difundió la grata noticia al asegurar que para el próximo año habría 100% de aforo y que, inclusive, se empezarían a hacer pruebas con la vuelta del público visitante en determinados partidos.

“Estimamos que a fin de año podría haber aforo completo para los estadios del fútbol argentino. Y para el año que viene está previsto realizar pruebas con hinchas visitantes en los estadios”, manifestó el titular de la cartera turística y deportiva.

Sin embargo, hay clubes y dirigentes que quieren acelerar los pasos. Talleres, que antes de que el Gobierno autorizara el aforo del 50% ya había solicitado que se le permita jugar con público, (petición que le fue denegada), ahora vuelve a la carga y quiere jugar con mayor cantidad de espectadores del número que actualmente está permitido cuando enfrente el jueves al líder River, por la 17ª fecha de la Liga Profesional. Y ese pedido es avalado por el Gobierno de la provincia.

El presidente de la Agencia Córdoba Deportes, Héctor Campana, sostuvo: “Creo que Talleres iba a hacer algún tipo de trámite, y si tiene las autorizaciones correspondientes, vamos a acompañar”.

“El partido del próximo jueves es muy importante para todos, así que esperemos ver qué se puede hacer”, resaltó el exbasquetbolista a Cadena 3, y remarcó: “Si hay algún tipo de posibilidad, el Gobierno lo acompañará en caso de que estén todas las autorizaciones como corresponde”.

Talleres volvió a jugar ante su público el lunes pasado, cuando recibió a Atlético Tucumán en el mundialista cordobés, encuentro al que asistieron 28.000 personas, teniendo en cuenta que el estadio tiene capacidad para 57.000 personas. El buen momento del equipo del “Cacique” Medina sigue despertando interés de los hinchas, que la semana pasada coparon las oficinas del club para asociarse y esperar la posibilidad de asistir a la cancha.

Visitantes

“La situación sanitaria viene bien, el proceso vacunatorio está avanzado y con una baja cantidad de contagios, así que creemos que estamos para dar un pasito más adelante”, aseguró el “Pichi” Campana.

También se especula con que después de mucho tiempo, el fútbol argentino volverá a tener aficionados visitantes.

Según información, en la próxima fecha de la Liga se realizarían pruebas en algunos partidos, permitiendo ya el ingreso de hinchas visitantes. En un principio se realizarían en tres partidos: Banfield vs. Huracán, Sarmiento vs. Newell’s y Estudiantes vs. Atlético Tucumán. Si todo va bien, las pruebas se seguirán haciendo en partidos de la 18ª jornada del torneo. Y hasta algunos aventurados presagian que uno de ellos sería el clásico de barrio entre Huracán y San Lorenzo, en el Ducó.

Sin contar los partidos de Copa Argentina en campo neutral, y en partidos internacionales como Copa Libertadores y Copa Sudamericana, la última vez que los estadios argentinos recibieron público visitante fue en 2013.

Sin embargo, esta última posibilidad es casi imposible, ya que la 17ª fecha comienza mañana y no hay ninguna orden desde el Gobierno para que esto suceda en forma inmediata.

Dejá tu comentario