Negocios

El 84% de las mujeres cree que ser madre reduce sus oportunidades laborales

Así se desprende de una encuesta de Bumeran. Los resultados mostraron que consideran el trabajo como un factor esencial en su vida, independiente de la decisión de tener un hijo.

La mayoría de las mujeres coinciden en que el contexto laboral se limita luego de tener un hijo: el 84% cree que se reducen las oportunidades laborales al ser madres.

En vísperas de un nuevo Día de la Madre, la empresa Bumeran realizó una encuesta para conocer la situación laboral de las mujeres que son madres y el trato que reciben por parte de las empresas.

Los resultados mostraron que consideran el trabajo como un factor esencial en su vida, independiente de la decisión de tener un hijo. El 62,2% dijo que si le dieran la posibilidad de elegir trabajar o quedarse en la casa cuidando a los hijos, decidiría trabajar de todas maneras.

La cifra más alarmante que registró el relevamiento fue que casi la totalidad de las encuestadas (83.9%) siente que las oportunidades laborales se reducen al decidir ser madres. A su vez, el 57.6% dijo haberlo vivido personalmente y el 42.3% conocer a personas que les haya pasado.

En cuanto al comportamiento dentro de las empresas, el 88.8% considera que las compañías deberían proporcionar beneficios a las mujeres que son madres. Entre ellos, el más elegido fue el servicio de guardería dentro de la empresa (20,6%), espacio que le daría un mejor control y tranquilidad a la madre que decide retomar su jornada laboral.

Por otro lado, el 15.9% opina que sería conveniente que las empresas den jornadas más reducidas, el 13.4% optó por tener el beneficio del día libre por motivo de enfermedad de un hijo y el 3% optó por la interrupción de la jornada laboral por lactancia. Sin embargo, la mayoría de los encuestados (43.9%) cree que todos los beneficios anteriormente mencionados deberían ser otorgados por las compañías.

En general, las situaciones al interior de las empresas distan de tener esta cantidad de beneficios. Según el informe de Bumeran, el 64.2% de los encuestados afirma que en la empresa donde trabajan no se ofrece ningún beneficio por maternidad, frente a un 11.7% que dice tener horario flexible, un 9.4% que percibe día libre por enfermedad del hijo, un 4.7% que posee servicio de guardería y el 4.1% que cuenta con home office. Sólo un 5.7% dijo tener todos estos beneficios en su trabajo.

Uno de los puntos esenciales a tener en cuenta por parte de las empresas empleadoras es el trato que se le proporciona a mujer que vuelve a la oficina luego de tener un hijo. Según el informe que obtuvo más de 2 mil participantes, el 61.3% no se sintió apoyada por la organización al volver luego de su embarazo. Sólo un 38.6% afirmó haber sentido empatía por parte de la compañía.

El 79.5% de las mujeres encuestadas trabajaba en el momento de quedar embarazada. Frente a esta situación, el 33.7% contestó que durante el embarazo sintió que la empresa la apoyaba, mientras que el 32.6% negó que esto sucediera.

Las mujeres manifestaron haber pasado por diversas sensaciones al volver a trabajar. Principalmente, el 22.3% sintió culpa, el 11.2% tristeza, el 10.5% ansiedad y (2.3%) enojo. La mayoría (33.4%) padeció todas las sensaciones anteriormente mencionadas.

La mayoría de las mujeres encuestadas no considera que la maternidad sea una justificación para dejar de trabajar. Cuando se les preguntó si habían considerado reducir su jornada laboral luego de ser madres, el 65.1% respondió que volvió a su carga horaria habitual.

La apertura de esta pregunta arrojó datos tales como que el 47.7% considera que el momento ideal para retomar las tareas laborales es al año de ser madre, el 33.4% considera prudente retornar a los seis meses y el 12.7% entre los tres y nueve meses. Sólo el 6% afirmó haber dejado de trabajar completamente.

Dentro de las encuestadas, el 57.9% es madre y trabaja al mismo tiempo. El 25.4% deja a sus hijos con los abuelos durante la jornada laboral, el 24.7% los deja en el colegio, el 15.7% contrata una niñera, el 14% opta por una guardería, el 7.8% deja a los hijos con el papá y el 12.1% tiene la ayuda de otros familiares.

Las transformaciones en el mundo laboral con respecto a las mujeres que son madres deben venir acompañadas de derechos que sean contemplados y efectivamente aplicados. Existe un debate importante en torno a esta cuestión: el 66.92% cree que esos derechos se cumplen parcialmente, mientras que el 25.1% niega tal situación y residualmente un 7.9% afirma que sí se cumplen.

Dentro de los instrumentos y las leyes que las mujeres consideran que deberían implementarse, el 44.9% considera necesarios tener espacios de cuidado dentro de la empresa donde poder dejar a los hijos, el 22.4% opina que tienen que cumplirse los derechos existentes, el 22.1% defiende la necesidad de una sanción sobre la licencia compartida y un 10.5% expresa que debe existir una regulación real y efectiva de la lactancia materna.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario