27 de junio 2005 - 00:00

Del cine

«El ocaso deuna vida» deBilly Wilder,una de lasjoyas que severán en elciclo«Extranjeros enHollywood» apartir de hoy enla SalaLugones delSan Martín.
«El ocaso de una vida» de Billy Wilder, una de las joyas que se verán en el ciclo «Extranjeros en Hollywood» a partir de hoy en la Sala Lugones del San Martín.
BUEN CICLO EN LA LUGONES

Bien se dice que a Hollywood lo hicieron los europeos. Bajo el título « Extranjeros en Hollywood», la sala Lugones comienza hoy un ciclo retrospectivo, con piezas del prusiano Erich von Stroheim, el húngaro Mihaly Kertész, más conocido como Michael Curtiz (el mismo de «Casablanca»), los ingleses Charles Chaplin y Alfred Hitchcock, y otros maestros, ciclo que cubre desde 1925 hasta 1954, pero bien podría extenderse hasta nuestros días. Dato interesante, la mayoría de las películas se exhiben en fílmico 16 mm., y hasta en 35 mm., como corresponde, y pertenecen al archivo de la Cinemateca Argentina. A destacar, la deliciosa «City Girl (El pan nuestro de cada día)», de Friedrich Murnau, en copia de 35 mm., los policiales «Sin sombra de sospecha», de Curtiz, y « Ciudad en tinieblas», de André de Toth (lástima que doblado al español, pero igual es una rareza), «Entre el amor y el pecado», de Otto Preminger, y la impagable «El ocaso de una vida (Sunset Boulevard)», de Billy Wilder, también en 35 mm. Otra curiosidad: «Los verdugos también mueren», de Fritz Lang, con guión de Bertold Brecht, acompañado de un documental sobre los choques entre la industria hollywoodense y el escritor comunista, de cuya parte oscura (avaricia, abusos sexuales, etc.) ya se han ocupado, por otra parte, otros documentales alemanes. Unica sombra, la programación de «Los amantes de Carmen», francamente una película menor de Charles Vidor, y una de las más flojas adaptaciones de la opera «Carmen». Tan floja, que ni siquiera tiene el consuelo de escuchar sus partes musicales (aunque, en cambio, tiene a Rita Hayworth enamorando nuevamente a Glenn Ford).


LO AUDIOVISUAL PARA ESCOLARES

• Dentro de poco, en cualquier aula del país, la maestra dirá «Saquen una hoja. Caractericen con cinco adjetivos a cada personaje de 'Papá se volvió loco', e identifiquen los valores que cada personaje sostiene». O mandará a los chicos a ver distintos informativos: «¿Qué noticias salieron? ¿En qué orden? ¿Cuánto tiempo ocupó cada una? ¿Se dice de dónde sale la información?». Les hará establecer los valores o disvalores que promueven «Los Roldán». Comparar la grilla de programación de dos emisoras. Describir distintos avisos gráficos. Ver un documental sin sonido, para comprobar luego cómo la narración en off puede darle un sentido distinto a la imagen. Etcétera. Estos son solo algunos de los ejercicios que pueden hacerse, tras el paso por un curso de capacitación docente en análisis y uso creativo del lenguaje audiovisual, que ha empezado a circular en las provincias, comenzando por Tucumán. La idea es de un equipo encabezado por los expertos Claudio Etcheberry (autor del drama histórico «Cabeza de Tigre», ambientado en 1811) y Andrea Talamoni, y busca, según sus autores, «proveer al análisis y discusión escolar de películas, publicidades, programas televisivos, y hasta internet, vale decir, los medios audiovisualesque han desplazado al librocomo fuente de aprendizaje». El ambicioso plan, sostenido por dos empresas comerciales, lleva el respaldo del ministerio nacional de Educación, y del INCAA, quizá porque en forma indirecta contribuye a que los chicos vean películas nacionales. «¿De qué nos sirve promover películas si no tenemos espectadores?», es el latiguillo de Jorge Coscia, el presidente del INCAA, cada vez que insiste en la creación de formas alternativas. Por su parte, cabe entender que los chicos estarán contentos viendo películas en horas de clase, aunque después los hagan pensar un poco. Y que las maestras harán el curso no sólo por el puntaje para el legajo, que es lo único que suele interesarles (finalmente, el triunfo del papel por sobre todas las pantallas).

Dejá tu comentario

Te puede interesar