Recrudece batalla de cantantes contra AADI

Espectáculos

La puja por los derechos del intérprete y el dinero que deben percibir por la reproducción de sus canciones tuvo un nuevo capítulo días atrás, cuando la Justicia allanó el 21 de febrero la Asociación Argentina de Intérpretes (AADI), y secuestró material de carpetas y computadoras en busca de hechos probatorios, luego de la denuncia criminal realizada por Donald.

Hace años, los cantantes bregan por una Ley del Intérprete que establezca porcentajes claros para la percepción de derechos por reproducción. Lo cierto es que las caras visibles del reclamo no son justamente las más exitosas de la actualidad, sino que lo llevan adelante históricos como Donald, Ricky Maravilla, César «Banana» Pueyrredón o Fernando de Madariaga, entre muchos otros. En cambio, los millonarios y convocantes Diego Torres o Gustavo Cerati no parecen preocupados por las repeticiones de sus canciones en las radios, y ni hablar Charly García, que es un caso insondable.

El nuevo reclamo de intérpretes, a los que se sumó en el apoyo el Sindicato Unico de Músicos, estuvo dirigido no sólo a la Justicia sino al Ministerio de Trabajo, en pedido por la transparencia ante la sospecha de malversación de fondos. Donald sostuvo en su denuncia que AADI (asociación que administra, recauda y distribuye) «no liquida en forma leal ni clara los fondos en concepto de derechos del intérprete».

Según la ley, todo intérprete con trabajos discográficos debe percibir un porcentaje según la cantidad de veces que reproduzcan sus canciones, lo que se establece según el planillaje que realizan los medios. Las radios deben auditar e informar a AADI todos y cada uno de los temas que se pasan, para luego pagarle el tributo correspondiente a su autor e intérprete.

El Secretario General del gremio de músicos, Rubén Bassi, dijo ayer a este diario: «Nada funciona como se espera. Se verificó que a Andrés Calamaro lo habían repetido más de 11 mil veces mientras las planillas indicaban un total de 200. Creemos que el reclamo corresponde a la órbita del Ministerio de Trabajo pues estos derechos que no cobran los intérpretes son ni más ni menos que parte de su salario. El derecho del intérprete está a la altura del derecho de propiedad intelectual, pues parte de su trabajo es la difusión de sus obras. Debe haber mayor control del sistema pues si las radios no informan como corresponde, lo que no se controla, no se paga. Si seguimos así, en diez años los músicos estarán cantando en Florida».

La puja entre sindicato y asociaciones recaudadores no es nueva. En 1974 se fusionaron AADI y CAPIF (la cámara discográfica) y, según los denunciantes, son los responsables que definen a qué personaje le toca mayor o menor porcentaje.

«Yo fui a la AADI con el deseo no de destruir, todo lo contrario, porque ésta es una institución que lleva muchos años y fue creada para beneficio de los intérpretes», señaló Donald en relación a su denuncia. «Lo que pido es que se informe cómo se hace el reparto de lo que esa asociación recauda por los temas que se reproducen en medios y por los que los intérpretes no percibimos un porcentaje claro. Como respuesta a esto, recibí la expulsión de dicha entidad, me agraviaron y me amenazaron».

La investigación de la justicia se fortaleció luego de las denuncias de Riky Maravilla, César «Banana» Pueyrredón, Fernando de Madariaga y otros. «Estamos ante un momento histórico» sostuvo Maravilla. «Hace rato que escuchamos el ronroneo de los compañeros, lamentando el mísero cobro del derecho de intérprete. Cada seis meses nos encontramos con una magra suma y esto es vergonzante».

Bassi concluyó: «Existen más de 3000 radios en Argentina pero son sólo 200 las que envían sus informes como corresponde. Le pedimos al Estado Nacional que tome intervención, tal como dijo Cristina Kirchner en el acto con Hugo Moyano «el funcionamiento tiene que ser transparente».

En el acto gremial donde Cristina se calzó el gorrito blanco con letras verdes que rezaba «Sindicato Camioneros San Luis», también estuvo presente «Facundito» Moyano, otro de los hijos de Hugo, quien integra la comisión del Sindicato Unico de Cantantes (su especialidad es el folklore y el tango). Hasta cantó en el acto del martes.

Dejá tu comentario