8 de enero 2023 - 15:25

Plazo fijo: qué hará el Banco Central con las tasas tras el dato de inflación de diciembre

El número de inflación de noviembre sorprendió al mercado y también al Ministerio de Economía al marcar un 4,9%. Pero este jueves, se conocerá el nuevo dato de diciembre cerrando el año y el mercado, hace sus apuestas.

Captura de pantalla 2023-01-08 135105.jpg

El número de inflación de noviembre sorprendió al mercado y también al Ministerio de Economía cuando marcó un 4,9%. Pero en una entrevista reciente, Sergio Massa deslizó la posibilidad de que el IPC repita el número 4 por delante. Este dato abre la expectativa de que el Banco Central analice una reducción de las tasas de interés, en el caso de que la suba de precios se mantenga en descenso. ¿Pero sucederá este mes o aguardará a consolidar la tendencia?

Algo importante a resaltar es que el Directorio del Banco Central mantuvo en el mes de diciembre - por el dato de inflación de noviembre- sin cambios la política monetaria. Actualmente, la tasa del plazo fijo ofrece un rendimiento del 75% anual (TNA) mientras que la tasa efectiva anual (TEA) está en 107%. El BCRA viene de tres meses de no realizar cambios y de dos meses con retornos positivos, luego de sucesivos incrementos desde el lejano 38% nominal anual de diciembre pasado. ¿Pero que hará el Banco Central con las tasas tras este jueves, cuando se conozca el dato de inflación?

El mercado tira las cartas

De acuerdo a Delphos Investment, hay una alta probabilidad de una leve aceleración respecto al 4,9% m/m de noviembre. En este escenario "una actitud prudente podría llevar a la autoridad monetaria a mantener las tasas de interés a la espera de nuevos datos que confirmen la desaceleración de la inflación. En cambio, si adoptara una posición más laxa podría decidir una reducción moderada de las tasas de interés, que aumentaría la presión sobre el CCL. El balance de riesgos para el Banco Central no resulta sencillo dada la volatilidad que ha mostrado la inflación y la necesidad de mantener controlada la brecha cambiario".

Es importante recordar que desde fines de diciembre, los dólares paralelos vienen marcando una tendencia alcista. El blue, por ejemplo, saltó $10 en una jornada entre el 22 y el 23 de diciembre. El MEP, en un momento poco frecuente, se encuentra muy distante del blue, a $25 por debajo.

Por su parte, Ecolatina afirma que en diciembre "se espera que se haya confirmado una moderación en la nominalidad". En este contexto, el Banco Central "podría verse tentado a instrumentar un recorte en la tasa de política monetaria. Frente al equilibrio inestable en el que se seguirá moviendo la economía ante a los enormes desafíos provenientes del frente “de los dólares” y “los pesos”, creemos que sería prudente la decisión de mantener inalterada la tasa a fin de mostrar firmeza en los objetivos de anclar las expectativas de inflación, mantener a raya la brecha cambiaria y contribuir a sostener la demanda de pesos. Esta es una de las claves para minimizar los riesgos de estrés cambiario y/o en el mercado de la deuda en pesos, al menos hasta tanto la reducción del ritmo de inflación se consolide y extienda en el tiempo".

En la misma sintonía, el analista Andrés Reschini consultado por Ámbito considera que si el BCRA decide bajar las tasas, "veremos más presiones sobre el tipo de cambio". "Este es un año electoral, hay demasiados pesos, muchos problemas que aguardan solución, la actividad no está dando buenas señales y la sequía está amenazando duramente la cosecha gruesa y el ingreso de divisas, además habrá mucho (más) ruido político que generará volatilidad".

golpe al bolsillo pesos biletera.jpg

Reschini afirmó que en este año es muy probable que "se acentúe la dolarización de carteras y más aún si no se logra desacelerar la inflación de manera sostenida. Aunque los plazos fijos tengan tasas levemente positivas, creo que la incertidumbre del escenario planteado puede jugarle en contra".

En tanto, Federico Furiase, economista de Anker y Profesor de la UTDT sostiene que "lo que está claro es que el Central va a ser muy cauteloso a la hora de recortar la tasa de interés y va a esperar a que haya más evidencia que el proceso de desaceleración de la inflación llegó para quedarse, va a tratar de cuidar el equilibrio cambiario. Va a priorizar que no se le escape el dólar financiero en el año electoral". Por último, afirma que es muy posible que la autoridad monetaria decida realizar una baja "muy gradual" de la tasa de interés en el año luego de aumentarla del 37% al 75% durante 2022.

Por último, el economista Nery Persichini, Head of Research & Strategy de GMA Capital, aseveró que "sería prudente mantener una política monetaria dura, y acelerar las señales fiscales positivas de los últimos meses". En este marco, trazó el sendero de lo que será el panorama de inversiones este año: "la película de las inversiones en pesos en 2023 probablemente tenga dos capítulos bien diferenciados. En la primera parte, las alternativas en pesos podrían ser un vehículo atractivo para considerar, dadas las tasas reales positivas que se ven tanto en las opciones a tasa fija como las indexadas. Pero en la previa a agosto, la dinámica de las decisiones de portafolio podría virar hacia un proceso de dolarización, como ha ocurrido en otros años con comicios. La situación de la cosecha y los riesgos internacionales, sin embargo, podrían adelantar los tiempos".

Dejá tu comentario

Te puede interesar