Dólar hoy: a cuánto cerró este martes 4 de mayo

Finanzas

El dólar Contado con liquidación (CCL) subió un 0,2% (39 centavos) a $156,63 y se mantuvo en esta jornada en máximos de seis meses, por lo cual la brecha con el tipo de cambio mayorista ascendió al 67,1%.

El dólar Contado con liquidación subió por octava jornada consecutiva este martes y recortó nuevamente su distancia con "solidario". En el segmento oficial el Banco Central registró su compra más alta en casi un mes y en lo que va del año ya acumuló adquisiciones por casi u$s4.000 millones.

El CCL subió un 0,2% (39 centavos) a $156,63 y se mantuvo en esta jornada en máximos de seis meses, por lo cual la brecha con el tipo de cambio mayorista ascendió al 67,1%, máximo en dos meses y medio.

El MEP, o "bolsa", ascendió en la misma proporción a $153,33, récord desde el 27 de octubre de 2020, tras saltar un 7% en abril. El spread con el oficial culminó en el 63,6%.

Esta semana arrancó con disputa sobre las tarifas de luz y gas entre el ministro de Economía, Martín Guzmán, y el subsecretario de Energía Eléctrica, Federico Basualdo.

"Los 'termómetros' de los dólares financieros siguen en ascenso -aún en medio de intervenciones que buscan regular su dinámica- ya que aún prevalece un mayor apetito entre los agentes económicos hacia la dolarización a raíz de la creciente incertidumbre, que suma en la 'pulseada' por las tarifas un nuevo ingrediente", destacó el economista Gustavo Ber en diálogo con Ámbito.

Para el analista, "la reacción más directa (a la pelea Guzmán - Basualdo) podría evidenciarse en los dólares financieros, ya que actúan como 'termómetros' aún en medio de las intervenciones, toda vez que los activos financieros se encuentran castigados en sus valuaciones, y de ahí la reacción podría verse amortiguada".

Para Ber, "la pulseada por las tarifas sumaría mayor incertidumbre al 'combo' político, sanitario y económico, por lo cual podría profundizar la cautela de los inversores".

Cabe recordar que los dólares financieros ya venían muy demandados debido a una creciente búsqueda de cobertura en el actual clima de incertidumbre social y política, por la fuerte segunda ola de Covid-19, aún de manera prematura, en vista a la estacionalidad de liquidaciones y las elecciones legislativas, recién en el último cuatrimestre del año.

Durante la rueda, la titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), Mercedes Marcó del Pont, afirmó que el organismo "notificó el inicio de fiscalizaciones integrales" a los contribuyentes que no pagaron el Aporte Solidario y Extraordinario, que generó ingresos por más de $ 223.000 millones gracias al cumplimiento de alrededor del 80% del universo potencial alcanzado por la ley.

El economista Aldo Abram indicó en diálogo con Ámbito que "este pago del aporte solidario no generaría una menor presión sobre la emisión monetario en relación al estimación del mercado de un déficit primario del 4,5% del PBI prevista con anticipación, porque ese recursos ya estaba contemplado. En ese sentido, no hace mucha diferencia".

Para Abram, "la preocupación hacia adelante es la evolución de la economía dado este contexto de segunda ola de COVID-19, que podría incluso generar mayores restricciones. La recuperación fuerte registrada hacia fines del año anterior y principios de éste tras la 'primera' ola ayudó a un incremento de la recaudación fiscal -sobre todo porque estuvo acompañada de un alto nivel de inflación- y de esta manera se pudo cumplir con la meta planteada".

También colaboró el hecho que se pudieron ir reduciendo los gastos con destino a asistencia a sectores vulnerables. "Sin embargo, la segunda ola podría volver a afectar el nivel de actividad y provocar una baja en la recaudación, mientras que en simultáneo se incrementarían los gastos", dijo Abram.

Agregó: "eso es lo más preocupante porque podría implicar que nos alejemos de esa meta del 4,5% y eso implicará mayor presión sobre el Banco Central en términos de emisión monetaria". Además, genera incertidumbre en el mercado el acceso al crédito que, planteó Abram, "hasta ahora permitió refinanciar deuda en pesos con tranquilidad, e incluso tomar un monto adicional para financiar el déficit primario. Eso fue muy importante para restarle presión al BCRA. Si ese mercado se achica, porque surgen dudas sobre el FMI o la continuidad de Guzmán, eso sí que sería complicado".

Por otra parte, las exportaciones agrícolas generaron en abril el ingreso de u$s3.031 millones, dijeron la Cámara de la Industria Aceitera (CIARA) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC), impulsadas por los altos precios de la soja, el maíz, el trigo y otros cereales.

"A diferencia de meses anteriores, donde lo que el BCRA ganaba en el mercado de cambios lo vendía para contener la brecha (entre los tipos de cambio), en abril éstas se pudieron engrosar (+u$s306 millones)", señaló Garetto.

Dólar oficial

El dólar "solidario" sube cuatro centavos a $163,89. Sucede cuando el minorista avanza tres centavos a $99,33, según el promedio del Banco Central. Por su parte, el billete verde -sin los impuestos- cotiza a $98,75 en el Banco Nación.

En el segmento mayorista, la divisa asciende cinco centavos cuatro centavos a $93,76, tras registrar en los dos primeros días de la semana el ajuste más bajo en más de un mes para el mismo lapso.

Ayer, el Banco Central compró más de u$s150 millones, la cifra más alta desde el 9 de abril. De esta manera, en dos jornadas de mayo acumuló más de u$s260 millones y en lo que va del año más de u$s3.860 millones. Desde diciembre, supera los u$s4.460 millones. Así, la entidad logra acumular cinco meses con saldo positivo en un sistema de duros controles cambiarios para frenar la sangría de reservas y atacar a la inflación.

En este segundo trimestre, lleva comprado más de u$s1.600 millones que se suman a los u$s2.266 millones del primer trimestre.

En línea con las compra del BCRA, las reservas brutas internacionales registraron un alza de u$s73 millones hasta los u$s40.433 millones.

Dólar blue

El dólar blue cerró en alza este martes por segunda jornada consecutiva, al aumentar $1 hasta los $154 en un volátil mercado negro de divisas, según un relevamiento de Ámbito en cuevas de la Ciudad de Buenos Aires.

La nueva suba del paralelo se dio luego de que el lunes rebotara $3, luego de dos jornadas con fuertes caídas.

Por lo tanto, la brecha con el oficial mayorista ascendió al 64,3%. A su vez, la cotización del blue se mantuvo por encima del dólar MEP aunque todavía por debajo del CCL y del solidario, luego de que la semana pasada operara por encina de ambos tipos de cambio financieros.

Cabe recordar que tras dispararse fuertemente hasta los $163, el billete informal acumuló entre jueves y viernes de la semana previa una merma de $13.

El paralelo acumuló en abril un alza de $9. Previamente, había anotado bajas mensuales en enero, febrero y marzo, llegando a tocar un mínimo de $139 a principios del mes pasado. En lo que va del año, registra una baja de $12.

Dejá tu comentario