Efedrina: detuvieron al padre del actor Mariano Martínez

Información General

Ricardo Martínez, padre del actor Mariano Martínez, fue detenido hoy en el barrio porteño de Monserrat, por la causa en la que investiga la ruta de la efedrina que un cartel mexicano empleaba para fabricar drogas sintéticas en un laboratorio de Ingeniero Maschwitz.

Fuentes policiales informaron a Télam que la detención fue concretada pasadas las 13 frente a un ciber café situado en Chile y Bernardo de Irigoyen, por personal de la división Tráfico de Drogas Ilícitas de la policía bonaerense, bajo las órdenes del juez federal de Campana Federico Faggionatto Márquez.

En tanto, otra comisión de efectivos bonaerenses, allanó durante la tarde el domicilio de Martínez padre, situado en avenida Directorio al 3400, del barrio de Flores, de donde se llevaron documentación y elementos de interés para la causa.

Mientras le allanaban su casa, el padre del actor estuvo alojado en la comisaría 4ta., ubicada en Tacuarí 766, donde lo ficharon como detenido y luego lo derivaron al Juzgado Federal de Campana para ser indagado por el magistrado.

El sospechoso arribó minutos después de las 19 junto a su abogado Daniel Bejorovich pero no prestó declaración indagatoria ya que no se sintió bien de salud y el magistrado decidió postergar la declaración para otro día.

Fuentes de la investigación señalaron a Télam que Martínez quedó detenido e incomunicado en un hospital penitenciario hasta que se recupere de su salud.

Martínez comenzó a ser investigado días atrás a raíz de los testimonios que un médico formuló primero ante la fiscal porteña Ana María Yacobucci en la causa por el triple crimen de General Rodríguez y ayer, en el expediente por la ruta de la efedrina a cargo de Faggionatto Márquez.

Se trata del cirujano Gustavo Ricchiuto, quien trabaja para José Luis Salerno, socio del asesinado Damián Ferrón.

Según las fuentes, Ricchiuto aseguró ayer en sus ocho horas de declaración en el juzgado de Campana que el asesinado Sebastián Forza iba a venderle a un mexicano efedrina que aparentemente le iba a comprar a Martínez.

En ese sentido, Ricchiuto contó que, al parecer, Forza, la tercera víctima, Leopoldo Bina y Salerno estaban por venderle efedrina a un mexicano de nombre "Rodrigo", que iba a llegar al país el 24 de julio pasado en un vuelo procedente de México.

"El mexicano se demoraba en llegar y a Forza se lo notaba muy impaciente. Ricky Martínez lo llamaba permanentemente a Forza y le manifestaba que le estaba por cerrar el galpón de Barracas y que se trataba de 700 kilos de efedrina divida en tres camionetas Renault Trafic", sostuvo el testigo en su declaración.

Según Ricchiuto, "como el mexicano no llegaba y el galpón cerró, Forza dijo que no podía dejar al mexicano con las manos vacías, se retiró y volvió al rato a la oficina de Del Viso con un canasto blanco de lavar ropa conteniendo 30 kilos de efedrina".

Hasta el momento, en la causa de Faggionatto Márquez hay 20 personas detenidas, 10 de ellas mexicanas, acusadas en el marco de las operaciones de un laboratorio de metanfetamina desbaratado el 17 de julio pasado en Maschwtiz.

Uno de esos mexicanos es el sindicado líder Jesús Martínez Espinoza, quien está preso en Paraguay por presunto tráfico de efedrina, aunque la Justicia de ese país ya autorizó la extradición por lo que también está a disposición del juez federal argentino.

Por otro lado, la Corte Suprema de Justicia decidirá el martes próximo si la causa por el triple crimen queda en manos de la fiscal Yacobucci, pasa a la justicia ordinaria de Mercedes o, tal como pide la querella y aconsejó la Procuración, o queda en manos de Faggionatto Márquez.

Fuentes judiciales indicaron que se espera que la Corte resuelva que el triple crimen pase a Mercedes y que el juez de Campana investigue la ruta de la efedrina por separado.

Dejá tu comentario