Rico corrió a tiros a ladrones en la puerta de su casa

Información General

El ex intendente de San Miguel, Aldo Rico, repelió ayer a balazos un robo y puso en fuga a al menos cinco delincuentes en la puerta de su casa de la localidad bonaerense de Bella Vista, informaron fuentes judiciales y policiales.

En el lugar se produjo un tiroteo, pero tanto el ex teniente coronel "carapintada" como su familia y los delincuentes resultaron ilesos.

Si bien inicialmente no se descartaba ninguna hipótesis, los investigadores creen que se trató de un asalto al voleo.

El episodio ocurrió aproximadamente a las 7:30 en la calle O'Higgins 247, de esa localidad del partido de San Miguel, en el noroeste del conurbano bonaerense.

Según las fuentes, el hecho comenzó cuando el ex intendente se disponía a llevar a las hijas adolescentes de su esposa al colegio y una de las chicas le advirtió sobre la presencia de hombres sospechosos fuera de la casa.

Según explicó el abogado de Rico, Emilio Moreira, "Aldo y sus hijas Melina, de 17 años, y Marlen, de 13, habían salido de la casa y se aprestaban a subir a la camioneta cuando notaron que había un auto estacionado afuera".

"Pensaron que se trataba del remís de la niñera del bebé que Aldo tiene con su esposa Marisa Guilenea, y por eso abrieron el portón, pero en realidad eran los delincuentes", dijo Moreira.

Melina contó a la prensa que en ese momento vio a "cinco o seis hombres" y le dijo a su padrastro: "Aldo, sacá el arma que nos roban".

Rico le dio a las adolescentes la orden de parapetarse, las chicas se refugiaron atrás de la camioneta, extrajo su pistola Glock calibre 40 y realizó "entre cuatro y cinco disparos al aire", según contó Moreira.

El capitán Marcelo Paez, titular de la comisaría de Bella Vista, explicó a la prensa que Rico primero "puso a resguardo a su familia" y luego salió con un arma para enfrentar a los delincuentes que "evidenetemente tenían intenciones de robo porque exhibieron un arma".

"El señor Rico pudo repeler esta situación en la cual hubo una serie de disparos intimidatorios", explicó el capitán.

Paez confirmó que hubo "un intercambio de disparos", pero aclaró que Rico salió "ileso, al igual que su familia, mientras que los delincuentes se fugaron".

El abogado Moreira aseguró que los delincuentes escaparon en un automóvil Ford Falcon color verde.

El capitán Paez dijo que no hay certeza de la cantidad de delincuentes porque "estaban detrás de la ligustrina y fue dificultoso verlos".

Por último, el jefe policial afirmó que se cree que fue "un asalto al voleo" y que se realizan tareas investigativas para localizar y detener a los autores.

Tomó intervención personal de la comisaría segunda de la Policía Distrital de San Miguel, ubicada en Bella Vista, y la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 24 "de autores ignorados" del Departamento Judicial San Martín.

El ex militar "carapintada", ex titular del MODIN, ex diputado, ex secretario de Seguridad bonaerense y ex intendente fue víctima de otro episodio delictivos en los que también se enfrentó a delincuentes.

El 24 de febrero de 1998, Rico fue interceptado en su camioneta cuando regresaba a su casa de Bella Vista por dos presuntos asaltantes, uno de los cuales gatilló dos veces contra el entonces jefe comunal de San Miguel, pero el arma no disparó.

Cinco días más tarde, un custodio de Rico, el ex sargento ayudante del Ejército Roberto Bernardo Velázquez, fue asesinado de un disparo durante un asalto a su parrilla, también en Bella Vista.

Dejá tu comentario