Estados Unidos: Virginia retirará una estatua del general confederado Robert E. Lee tras las protestas raciales

Robert Edward Lee comandó el Ejército Confederado de Virginia del Norte durante la Guerra de Secesión. El monumento, que fue objeto de actos vandálicos durante las protestas por el asesinato de George Floyd, finalmente se quitará.

La estatua de Robert E. Lee fue vandalizada como consecuencia de las manifestaciones en torno al asesinato de George Floyd.

La estatua de Robert E. Lee fue vandalizada como consecuencia de las manifestaciones en torno al asesinato de George Floyd.

Foto: RTVE.es

Ralph Northman, el gobernador de Virginia, anunció el jueves que tiene previsto retirar la emblemática estatua del general confederado Robert E. Lee del centro de Richmond, como gesto de condena al pasado racista y esclavista de Estados Unidos.

“La estatua lleva ahí mucho tiempo. Estaba mal antes y está mal ahora, así que la quitaremos”, señaló el mandatario demócrata en declaraciones a la prensa que recogió el sitio Rtve. A su vez, ya trasladó la petición al Departamento de Servicios Generales del Estado.

“Creo en una Virginia que estudia su pasado de una forma honesta. Creo que cuando aprendemos más, podemos hacer más”, concluyó, advirtiendo que la decisión suscitará las críticas de quienes admiran al comandante que dirigió las tropas del estado esclavista durante la Guerra Civil Americana.

La medida se presenta en medio de revueltas en todo el país, y más allá de sus fronteras, sobre la muerte de George Floyd, un afroestadounidense quien falleció después de que un policía de Minnesota lo inmovilizara colocándole una rodilla sobre el cuello. El asesinato desató una ola de indignación sobre asuntos raciales y brutalidad policial, y provocó una nueva cruzada de retiro de imágenes confederadas.

La estatua de Lee es uno de cinco monumentos en la Monument Avenue, en Richmond, la antigua capital de la Confederación. La escultura, que se erigió en 1890, varias décadas después del fin de la Guerra Civil, había sido objeto de actos vandálicos durante las recientes protestas en torno a la muerte de Floyd.

Otras tragedias ocurridas en años recientes han creado cierta reflexión sobre los monumentos confederados, a los que algunas personas consideran como tributos inapropiados a la historia esclavista del Sur. Otros consideran el retiro como un intento de borrar la historia.

La quita de estos monumentos comenzó después de que un supremacista blanco asesinó a nueve personas de raza negra dentro de una iglesia de Carolina del Sur en 2015, y nuevamente después de una violenta protesta de supremacistas blancos en Charlottesville en 2017.

Dejá tu comentario

Te puede interesar