Vuelta a la oficina: escuchar a los equipos en el camino hacia un uso flexible en espacios sustentables

Lifestyle

Los líderes, las organizaciones, los equipos y los colaboradores debemos escucharnos para comprender lo que nos sucede y, a partir de ello, encontrar la mejor fórmula, asumiendo que el entorno es volátil y dinámico.

El formato de trabajo tradicional que todos conocimos no volverá a ser el mismo que en prepandemia. Más allá de la modalidad virtual y/o presencial, algo ha cambiado en la relación entre las personas y la actividad laboral. Por eso los líderes, las organizaciones, los equipos y los colaboradores debemos escucharnos para comprender lo que nos sucede y, a partir de ello, encontrar la mejor fórmula, asumiendo que el entorno es volátil y dinámico.

Estamos escribiendo un nuevo concepto de trabajo. A partir de la escucha activa, entendiendo también el propósito de las organizaciones, es posible arribar a nuevos consensos que nos permitan arbitrar los intereses alineados con metas clara de responsabilidad.

Es bien sabido que una crisis genera oportunidad. Por eso muchas empresas han aprovechado el período de virtualidad plena para resignificar los espacios de trabajo de las oficinas tradicionales. Un nuevo enfoque, colocando a la persona en el centro de la observación e integrándola a una mirada de sustentabilidad, puede ser una fórmula innovadora y eficaz para plantear una nueva forma de administrar el ámbito laboral.

A partir de encuestas y estudios de opinión de nuestros colaboradores, hemos avanzado hasta lograr oficinas totalmente remodeladas. Reflejan un concepto innovador de trabajo, mucho más colaborativo, integrado, con accesibilidad.

Hoy nuestra empresa tiene un concepto abierto y horizontal. Ni siquiera el CEO cuenta con una oficina propia. Incluso, han desaparecido los antiguos box. Las oficinas se convierten en espacios abiertos con capacidad para 30-35 % de la dotación, en tanto los líderes no tienen ningún espacio fijo.

Hemos definimos la estrategia de trabajo híbrido: no necesitamos tanto espacio, pero sí espacios abiertos y salas de reuniones, en sincronía con lo que anhelan nuestros equipos y la política global de la compañía.

Como tenemos un espacio más acotado, existe una plataforma de reservas de lugares. La idea es concurrir cuándo sea necesario. Se trata de flexibilidad dentro de la flexibilidad. Cada uno podrá acordar con el líder de su sector, bajo la consigna de cumplir con los objetivos. Los colaboradores pueden trabajar todos los días desde su casa. Nuestra filosofía: venir a la oficina con un propósito.

Las empresas debemos aceptar el desafío de escuchar a nuestros equipos. De esta forma podremos alcanzar el círculo virtuoso y pasar del story telling al story doing, para que los colaboradores se sientan parte y puedan compartir el propósito de la organización.

Otro gran cambio, es que, a la hora de buscar talento, ya no nos quedamos con los postulantes que viven cerca de la sede central. Ahora, si el rol lo permite, puede presentarse una persona que resida en cualquier provincia. Esto amplía las posibilidades de las búsquedas lo cual es posible gracias al apoyo de los líderes quienes se adaptaron a la flexibilidad que la compañía necesita.

Como líderes tenemos un gran desafío: hacer foco en habilidades específicas, que tienen más que ver con llegar a la gente, buscar manera de acercarnos, crear espacios de encuentro y ser muy claros con lo que esperamos de cada uno, en cuanto a su rol y a los objetivos específicos.

Debemos lograr el equilibrio entre estar presente, pero respetando los tiempos de cada uno. Dar flexibilidad, pero concretando los objetivos en tiempo y forma, afianzar equipos cuando no todos estamos presentes compartiendo un espacio físico siempre.

Estamos siendo protagonistas de un nuevo mundo laboral, donde cambió no sólo la manera, sino también el concepto del trabajo. Y por eso debemos incorporar criterios en los espacios que hacen foco en la diversidad, la flexibilidad y la sustentabilidad.

Ser una empresa “totalmente inclusiva” es parte de nuestras aspiraciones, y en este camino estamos re-pensando beneficios, la manera de comunicar y los procesos para que nadie se quede afuera.

Co-crear entre todos el cómo queremos trabajar, para potenciar el rol de cada persona y también el de cada organización.

Gerente de RRHH y Sustentabilidad, Prudential Seguros.

Dejá tu comentario