Biden cumple 78 años y se convierte en el presidente de mayor edad de la historia de EEUU

Mundo

El exvicepresidente de Barack Obama prestará juramento el 20 de enero de 2021 y desplazará a Ronald Reagan, quien dejó la Casa Blanca en 1989 cuando tenía 77 años y 349 días.

El presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, cumplió este viernes 78 años y, dentro de dos meses cuando asuma en la Casa Blanca, se convertirá en el mandatario de mayor edad en la historia del país.

Biden desplazará a Ronald Reagan, quien dejó la Casa Blanca en 1989 cuando tenía 77 años y 349 días.

El exvicepresidente de Barack Obama prestará juramento el 20 de enero de 2021 y asumirá el poder en una nación políticamente fracturada que enfrenta una crisis de salud pública con un alto desempleo y un ajuste de cuentas sobre la injusticia racial .

Su equipo de campaña no anunció ningún evento en particular para el aniversario, según informó la agencia de noticias AFP.

En su agenda de este día está una reunión, en su bastión de Wilmington, Delaware, con Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes, y Chuck Schumer, líder de la minoría demócrata en el Senado.

Mientras Biden celebra su cumpleaños, Donald Trump, se rehúsa a aceptar su derrota en las elecciones del 3 de noviembre.

El actual inquilino de la Casa Blanca asegura, sin ninguna prueba tangible, que es víctima de un fraude masivo en varios estados y ha lanzado una batalla judicial liderada, en medio de una extrema confusión, por su abogado personal Rudy Giuliani.

En tanto el nuevo presidente electo denunció el jueves la "increíble irresponsabilidad" del mandatario saliente.

"Creo que (los estadounidenses) están presenciando una irresponsabilidad increíble, mensajes increíblemente dañinos son enviados al resto del mundo sobre cómo funciona la democracia", dijo Biden a periodistas desde su feudo en Wilmington, Delaware.

"Es difícil entender cómo razona este hombre", continuó. "Estoy seguro de que él sabe que no ganó, que no va a poder ganar y que juraré el 20 de enero", añadió. "Es realmente indignante lo que está haciendo".

Además, el quijotesco empeño del presidente Donald Trump por anular los resultados de las elecciones recibió otro golpe este viernes cuando un recuento confirmó que había perdido Georgia.

El secretario de Estado de Georgia, Brad Raffensperger, asfixió aún más el esfuerzo de la campaña de Trump cuando confirmó que un recuento manual y una auditoría de todos los votos emitidos en el estado habían determinado que Biden era el ganador.

"Las cifras reflejan el veredicto del pueblo, no una decisión de la oficina del secretario de estado o de los tribunales, ni de ninguna de las dos campañas", dijo a los periodistas Raffensperger, partidario de los republicanos y de Trump.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario