Súplica demócrata a los senadores republicanos para que condenen a Trump: "no son como él"

Mundo

El representante Adam Schiff cerró los alegatos de la acusación con un encendido discurso. "Ustedes son decentes", dijo. El Senado votará el miércoles la probable absolución del presidente estadounidense.

Pese a que la absolución es prácticamente segura, los fiscales demócratas en el impeachment al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, lanzaron un fuerte ataque en su contra el lunes acusándolo de ser un persona sin sentido ético que debe ser destituida para proteger la democracia estadounidense.

"Cuando un presidente intenta coaccionar a un aliado para que lo ayude a hacer trampa en nuestras elecciones, y luego trata de encubrir el asunto, debemos decir basta", dijo Adam Schiff, líder del equipo de la Cámara de Representantes que lleva adelante la acusación.

Adam Schiff on Twitter

"Hemos demostrado que Donald Trump es culpable. Ahora impartan justicia imparcial y condénenlo", concluyó Schiff en un encendido discurso ante el Senado de 100 miembros, donde la mayoría republicana hace improbable un veredicto condenatorio.

La Cámara alta, donde la mayoría republicana bloqueó el llamado a nuevos testigos como el exasesor de seguridad nacional John Bolton, votará el miércoles a las 16:00 hora local sobre los cargos de abuso de poder y obstrucción del Congreso de los que fue acusado el mandatario.

La Constitución requiere una mayoría de dos tercios (67 votos) para destituir a un presidente y los 53 senadores republicanos respaldan a Trump. A ellos se dirigió Schiff.

Donald J. Trump on Twitter

"No se puede confiar en que este presidente haga lo correcto. Él no va a cambiar y ustedes los saben", dijo y cifró en "cien por ciento" la probabilidad de que "continúe intentando hacer trampa" para ganar las elecciones presidenciales del 3 de noviembre.

"La verdad le importa poco. Lo correcto le importa aún menos. Y la decencia no le importa en absoluto", subrayó.

The New York Times on Twitter

Pero "la verdad es importante para ustedes. Lo correcto es importante para ustedes. Ustedes son decentes, no son como él", apuntó Schiff, instando a los senadores a decir "basta".

El proceso para la eventual destitución de Trump fue iniciado por los demócratas a finales de septiembre, después de conocerse que el mandatario pidió a Ucrania que investigara presunta corrupción en ese país de Joe Biden, el exvidepresidente de Barack Obama y potencial rival a disputarle la reelección este año.

Senate Republicans on Twitter

"Esta fue la primera acusación presidencial totalmente partidista en la historia de nuestro país. Y debería ser la última", dijo el abogado personal del magnate, Jay Sekulow, al Senado.

"Lo que los demócratas de la Cámara hicieron a esta nación, a la Constitución, a la presidencia, al presidente mismo y a este órgano es indignante. Devaluaron el asombroso poder de la acusación", agregó.

Schiff dijo a los senadores que los fundadores de la nación establecieron el impeachment en la Constitución para dar al Congreso el poder de destituir a un presidente por cometer "crímenes y delitos menores" como un contrapeso para limitar el mal.

"Querían que se usara raramente, pero lo pusieron en la Constitución por una razón. Para cuando un hombre quisiera vender a su país por un favor político. Para un hombre que (socava) la integridad de nuestras elecciones. Para un hombre que invita a la interferencia extranjera en nuestros asuntos. Para un hombre que socavaría nuestra seguridad nacional y la de nuestros aliados. Para un hombre como Donald J. Trump", remarcó Schiff.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario