Harris busca una solución a la crisis migratoria

Mundo

Guatemala - En su primer viaje al exterior, destinado a elevar su perfil y a encaminar la crisis migratoria que ensombrece el primer tramo del Gobierno de Joe Biden, la vicepresidenta de EE.UU., Kamala Harris, visitó ayer Guatemala, donde dejó el mensaje de que una solución a ese problema pasa por una mejora de las condiciones de vida de la población.

“Sabemos que mucha gente no se quiere ir de casa”, pero que lo hace porque “no pueden satisfacer sus necesidades básicas”.

En ese sentido, la vicepresidenta le pidió a Guatemala que trabaje en conjunto para atender las causas que empujan la migración a su país.

Harris será recibida hoy por el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, con quien firmará un acuerdo en materia de migración y desarrollo.

En su primera gira internacional, Harris inició ayer la jornada con una reunión con el presidente de Alejandro Giammattei, a quien reiteró la prioridad que la administración de Biden le otorga a la región.

“Estoy en Guatemala para discutir y promover nuestras prioridades conjuntas, la más importante entre las que, como usted [Giammattei] ha mencionado, es abordar la migración y desde esta región en particular”, dijo la vicepresidenta.

“Es de nuestro interés colectivo que trabajemos juntos donde podamos encontrar la posibilidad de resolver problemas de larga data”, comentó Harris en el Palacio Nacional de la Cultura, antigua casa de gobierno en el centro de la capital, donde se realiza el encuentro.

Para la vicepresidenta, “la mayoría de la gente no quiere irse de casa, no quiere dejar el lugar donde creció su abuela, el lugar donde reza, el lugar donde hablan su idioma y su cultura es familiar”.

Harris consideró que, quienes migran, o “están huyendo de algún daño o simplemente no pueden satisfacer sus necesidades básicas quedándose en casa, no pueden simplemente satisfacer las necesidades que tienen para criar a sus hijos quedándose en casa”.

Por ello, reiteró, es importante, como líderes, dar a la gente “un sentido de esperanza, de que la ayuda está en camino”, en una región duramente golpeada por el covid-19, la violencia y la pobreza, situación que se agravó en 2020 por el paso de dos huracanes.

Eso sí, dijo, “la esperanza no existe por sí sola. Debe ir acompañada de relaciones de confianza, de resultados tangibles en términos de lo que hacemos como líderes para convencer a la gente de que hay una razón para tener esperanzas en su futuro”, agregó.

Por su parte, Giammattei ofreció a Harris “un país que desea cooperar, que desea unir esfuerzos, un país de oportunidades, todavía”.

“La construcción de esas oportunidades”, evitará la migración “de esos jóvenes que se nos quieren” ir “y generemos en Guatemala las condiciones para que puedan encontrar aquí la esperanza que hoy no tienen”.

Giammattei consideró que los problemas en su país son “producto de muchos años de atraso”.

“Nos hace falta crear en la mente de los guatemaltecos esa posibilidad de generar la esperanza de que es aquí en donde tienen que luchar por construir el país y no luchar por arriesgar su vida a ir a otros países como Estados Unidos”, agregó.

La gira de la vicepresidenta está vinculada a la promesa de Biden de una política migratoria más “humana” luego de un enfoque duro de su predecesor, Donald Trump.

Dejá tu comentario