Shimon Peres ganó la votación en el Parlamento y es elegido presidente de Israel

Mundo

El veterano dirigente israelí Shimon Peres fue elegido hoy presidente del país en segunda votación parlamentaria, con 86 sufragios a favor, 23 en contra y 8 abstenciones.

Dos papeletas fueron anuladas y un diputado estuvo ausente de la votación en la que Peres no tenía rivales, tras la renuncia a la postulación del candidato del partido Likud (derecha), Reuven Rivlin, y también de Colette Avital.

Peres será a partir de julio el noveno presidente de Israel, y tras la elección de hoy dejó de ser miembro de la Knesset, finalizando así su carrera parlamentaria iniciada en 1959.

Su rival Rivlin había renunciado a su postulación a jefe del Estado tras la primera votación y llamó a la Knesset a votar por unanimidad a Shimon Peres para presidente.

En la primera votación Peres había tenido 58 votos, Rivlin 37, Colette Avital 21.

Los 120 diputados de la Knesset participaron en esa primera votación, pero sólo 116 sufragios fueron considerados válidos.

La segunda ronda de votos se inició poco después, pero con Peres como candidato único, tras el retiro de Rivlin y Avital A los 84 años, Peres, quien fue calificado por la prensa local de "eterno perdedor", fue elegido para desempeñar el cargo que ambicionaba hace tiempo y al que hasta ahora no había podido acceder.

En julio, Peres se instalará en la residencia de Estado en Jerusalén, y reemplazará en el puesto a Moshe Katzav - quien hace siete años venció, sorpresivamente, en las presidenciales.

Katzav se auto-suspendió del cargo en enero pasado, tras ser acusado de molestar sexualmente a varias ex empleadas, aunque no fue incriminado formalmente.

Peres, en un breve discurso de agradecimiento, se comprometió a ser el presidente de todos y a representar el deseo de unidad del país.

Israel tendrá por presidente a una personalidad de fama internacional y a un Premio Nóbel de la Paz, cuya carrera lleva casi sesenta años durante los cuales desempeñó roles importantes en el Ministerio de Defensa, al lado de Ben Gurion, y luego en el Parlamento.

Peres fue diputado ininterrumpidamente desde 1959 por el Partido Laborista, fuerza que abandonó hace un año y medio para fundar Kadima, hoy en el gobierno.

La elección de Peres fortalece también al premier Ehud Olmert, quien había apoyado su candidatura.

El primer ministro también está satisfecho, según trascendió, por la victoria del ex premier Ehud Barak en las primarias laboristas, porque lo considera un socio más cómodo respecto del otro candidato laborista, Ami Ayalon.

Barak, en su nuevo rol de líder del Laborismo, principal miembro de la coalición de gobierno luego de Kadima, será el interlocutor natural de Olmert con quien mantiene muchos puntos de acuerdo, en especial en materia económica.

Olmert, quien felicitó a Barak por su victoria, afirmó que su voluntad es continuar con la coalición de gobierno con los laboristas.

Barak, que casi con seguridad sustituirá al ex líder laborista Amir Peretz en el Ministerio de Defensa, dijo que los laboristas intentarán permanecer en el gobierno, al menos hasta que la comisión de investigación sobre la guerra en Líbano no haya publicado su informe definitivo, dentro de algunos meses.

Dejá tu comentario