El mercado de futuros de dólar comienza a atraer inversores de todo tipo

Opiniones

El interés abierto en futuros de dólar ha ido en aumento, superando los u$s3.000 millones, recuperando los niveles de agosto 2019 aunque aún lejos de los niveles de finales de 2015.

La semana pasada la Argentina formalizó el default para bonos ley extranjera, luego de no efectuar el pago de intereses de los bonos globales por u$s503 millones. Más allá de esto, lo cierto es que el país lleva ya mucho tiempo con incumplimientos de distintos compromisos a nivel local y sin acceso a financiamiento externo. Lo más probable es que reconstruir la confianza de los acreedores y volver a financiarse en los mercados internacionales a tasas razonables, con o sin acuerdo, lleve mucho tiempo.

Como en cada crisis de confianza, debimos aprender a vivir con lo propio, es decir revisar la billetera y contar las monedas. Es algo que seguimos de cerca ya desde mediados de 2018. Si bien las reservas del Banco Central (BCRA) se mantienen relativamente estables, las de libre disponibilidad, no han hecho más que disminuir sistemáticamente.

Reservas del BCRA Grafico.jpg

Cuando manda la escasez y el financiamiento externo ya no es una opción, se vuelve inevitable recortar gastos (la ecuación debe cerrar). La necesidad de alcanzar el superávit primario era un objetivo primordial, pero se vio absolutamente desbordado por la aparición del Covid-19.

Ingresos Egresos Grafico.jpg

Los gastos se dispararon para intentar contener a los sectores vulnerables y los ingresos corrientes se derrumbaron con la caída de la actividad. De acuerdo al Índice de Producción Industrial de Orlando Ferreres, en abril se produjo la peor caída mensual de la historia de 26,7% interanual (incluso mayor que la caída de 18,7% de diciembre de 2001).

En este contexto, es difícil proyectar porque con los datos actuales sobre la mesa, pensar en un camino sustentable, no es posible. La prolongación de la cuarentena y la incertidumbre en relación al “new normal” post-pandemia hacen todo más difuso.

De alguna manera, estos números caóticos podrían “facilitar” un acuerdo más agresivo por la deuda, del posible en condiciones normales. Pero también es una realidad que dadas las circunstancias, vuelven las presiones sobre el tipo de cambio, las restricciones y las brechas.

Tasas Tipo de Cambio Grafico.jpg

En la medida que la brecha se amplía lo suficiente, crece el incentivo a importar al tipo de cambio oficial y los oferentes cautivos tienden a retrasar todo lo posible sus liquidaciones.

En abril, el agro liquidó un 42% menos que en el mismo mes de 2019 (ayudado en parte por la bajada histórica del Río Paraná). En lo que hace a la compra minorista de dólar, si bien disminuyó un 87% en relación al mismo mes del año pasado, la cantidad de individuos participando en el mercado se disparó de 435 mil a casi 1,2 millones.

El mercado de futuros de dólar comienza a atraer inversores de todo tipo, algunos buscando cobertura, tasa y otros simplemente especulando con un salto del tipo de cambio en el futuro cercano. El interés abierto en futuros de dólar ha ido en aumento, superando los u$s3.000 millones de dólares, recuperando los niveles de agosto 2019 aunque aún lejos de los niveles de finales de 2015. Los movimientos en general en este mercado ocurren rápido y el BCRA ha vuelto a ser un operador activo del lado de la oferta.

Las expectativas de una devaluación oficial van en aumento y la demanda por instrumentos dólar linked reflejaron esto, con muchas compañías volviendo al mercado de deuda a través de este tipo de emisiones. Las mismas se han vuelto muy atractivas ya que permiten ingresar al dólar mayorista, y si bien las rentas y amortizaciones se liquidan al tipo de cambio A3500 de los vencimientos, estos bonos captarían una eventual devaluación del oficial. Desde ya, está el riesgo de que la brecha se amplíe en el futuro.

En medio de este contexto volátil, los precios de los bonos soberanos comienzan a incorporar una mayor probabilidad de acuerdo. Los tenedores de deuda Ley Local vieron sus paridades subir fuertemente, en algunos casos eliminando el diferencial con los bonos ley extranjera, lo que representa una oportunidad de arbitraje.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, prometió dar a los bonos ley local el mismo tratamiento que a la ley extranjera, pero siendo la posibilidad de un no acuerdo todavía alta, ante niveles similares de precios, no hay que dejar de considerar el cambio de legislación.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario