La contribución del Premio Nobel de Economía a las cadenas agroalimentarias

Opiniones

Paul Milgrom considera que las organizaciones están inmersas en mercados y además tienen una estructura que, en muchos aspectos, tiene características comunes con la de los mercados externos que la rodean.

El pasado lunes 12 de octubre Paul Milgrom (junto con Robert Wilson ) obtuvo el premio Nobel en economía . La contribución que les valió esta distinción a los dos profesores de la Universidad de Stanford fueron sus estudios sobre subastas, de gran impacto tanto académico como práctico. En esta nota no nos referimos a este tema, sino a la relevancia de los trabajos de Milgrom para la comprensión de un sector de gran importancia para la economía de nuestro país: las cadenas de valor agroalimentarias.

El texto Economía, organizaciones y gestión escrito por Milgrom y su coautor John Roberts no focaliza atención en cadenas agroalimentarias, pero sin embargo presenta material de suma relevancia para comprender cómo estas funcionan. En primer lugar, ofrece un marco conceptual apropiado para comprender que “es” una organización, los principales desafíos que esta enfrenta y los patrones generales que explican tanto el éxito como el fracaso de distintas formas organizacionales.

El problema de coordinar acciones entre múltiples participantes (aspecto central de las cadenas agroalimentarias) es tratado en detalle, como así también el impacto de los “costos de transacción” , definidos estos como aquellos en los cuales se debe incurrir para qué oferentes y demandantes pueden efectivizar intercambios. Debido a inseguridad jurídica, altos costos de transporte, injerencia sindical y otros factores estos costos son particularmente altos en las cadenas agroalimentarias de nuestro país. Por ejemplo , la menor participación del productor lechero argentino en comparación con el de otros países en el precio final de la leche “en góndola” se debe precisamente a los mayores costos de transacción existentes en nuestro país.

En qué medida deben procesos de mercado para coordinar (ejemplo: relación entre un proveedor y su cliente), o por el contrario integrar los procesos internamente en la empresa (producción interna de un bien o servicio) resulta una decisión de impacto sobre la rentabilidad de una organización. Ejemplo: en el caso de la industria cervecera, una disyuntiva es si producir malta internamente, o adquirir esta en el mercado. El tipo de vínculo establecer con los agricultores (plazo, tipo de contrato, estabilidad en el tiempo) que proveen la cebada es otro ejemplo relevante de "relaciones verticales" entre partes de esta cadena de valor.

La relación entre propietarios de montes forestales y aserraderos, entre cadenas de supermercados y proveedores, entre empresas frutales y sus clientes internacionales o entre una empresa agroindustrial y se proveedor logístico pueden ser analizados de forma provechosa utilizando el marco conceptual desarrollado por los autores.

Milgrom y Roberts dedican considerable atención a la problemática de los recursos humanos: seleccionar, incentivar y diseñar la carrera profesional de aquellos que conforman el "núcleo duro" de la organización , y son la fuente de su principal ventaja competitiva. Incluyen también una discusión detallada de las ventajas y desventajas de distintas formas de compensación para la alta gerencia.

La primera versión del libro Economía, organizaciones y gestión fue escrita hace casi 30 años. Su contenido, sin embargo, resulta de actualidad pues se basa en aspectos básicos del comportamiento humano en un entorno organizacional. En particular, capacidad limitada para analizar alternativas y tomar decisiones correctas, tendencia a privilegiar objetivos individuales, los riesgos del oportunismo y como acotarlos, la propensión a la búsqueda de eficiencia. A diferencia de muchos otros textos, Milgrom y Roberts enfatizan que las organizaciones están inmersas en mercados, y además tienen una estructura que, en muchos aspectos, tiene características comunes con la de los mercados externos que la rodean.

Las cadenas de valor agroalimentarias son tal vez el sector más dinámico de la economía argentina. Comprender mejor como funcionan, y como mejorar su funcionamiento resulta un apasionante desafío.

(*) Director del Departamento de Economía Agrícola, Recursos Naturales y Agronegocios de UCEMA. Las opiniones expresadas son personales y no representan la opinión de la UCEMA.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario