7 de noviembre 2006 - 00:00

"Paciencia de empresas por tarifas es por un tiempo"

BenitaFerreroWaldner, lacomisariade RelacionesInternacionalesdela UE, hablóayer en laCancilleríacon estediario. Pidiópor lasempresasde bienes yservicioseuropeas ydefendió laspapelerasde FrayBentos.
Benita Ferrero Waldner, la comisaria de Relaciones Internacionales de la UE, habló ayer en la Cancillería con este diario. Pidió por las empresas de bienes y servicios europeas y defendió las papeleras de Fray Bentos.
Benita Ferrero Waldner visitó la Argentina y fue recibida por los integrantes más importantes del gobierno: Néstor Kirchner primero, el canciller Jorge Taiana luego, siguiendo con el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, y la senadora Cristina Fernández de Kirchner. La voluntad oficial de hablar con la visitante se debe a un dato concreto: el gobierno quiere mejorar rápidamente sus relaciones con Europa, y sabe que la comisaria de Relaciones Exteriores de la UE es una de las pocas puertas que existen para lograr ese objetivo.

Benita Ferrero Waldner firmó un acuerdo con el gobierno sobre derechos humanos. Pero, además, en una entrevista con este diario habló de temas importantes como la gestión del rey Juan Carlos de Borbón por las papeleras y la importancia para las inversiones europeas, las negociaciones entre la UE y el Mercosur y la situación de las tarifas de los servicios públicos, entre otros.

Las principales definiciones de la diplomática de origen austríaco fueron las siguientes:

Periodista: ¿Puede ayudar la «facilitación» que iniciará el rey Juan Carlos de España sobre el tema papeleras?

Benita Ferrero Waldner: Obviamente que somos optimistas. Todos los esfuerzos que se hagan para mejorar el diálogo entre dos países son bienvenidos. Esperamos desde la UE que haya una pronta solución para este conflicto. Estaremos siguiendo la gestión muy de cerca.

P.: Uno de los debates del tema papeleras es sobre la rigurosidad de las normas ambientales que deben cumplir las pasteras en sus países de origen, y sobre el verdadero respeto del impacto ecológico...

B.F.W.: Déjeme decirle que la UE tiene normas estrictas, especialmente en lo referente al medio ambiente.-Inclusive, el bloque tiene un comisario especialmente dedicado a las cuestiones ambientales, con amplios poderes de acción. Cualquiera de las empresas de las que estamos hablando no podrían trabajar en la actualidad si no respetaran esas normas.

P.: También se habla de que las plantas que se radicarán en la región eligen esta zona porque si quisieran levantar este tipo de plantas, con esta calidad de respeto ambiental, en la UE, no las aceptarían. Concretamente, y así lo mencionó el presidente Néstor Kirchner en un momento, trasladan al Sur plantas que no podrían funcionar en el Norte.

B.F.W.: Sinceramente y con todo respeto, no creo que ese razonamiento sea válido. Creo que las pasterasquieren cumplir con las normas establecidas en la UE, donde, le repito, los requerimientos son de los más altos que se exigen en el mundo. No veo además por qué no se les puede requerir a estas reglas como condición para la operación de las plantas; y si esto es así, y las pasteras respetan en esta región las normas ambientales que nosotros exigimos en la UE, no veo por qué debe continuar el pleito.

P.: ¿En qué condiciones se retomaron ayer las negociaciones entre el Mercosur y la UE en Rio de Janeiro?

B.F.W.: Por ahora el diálogo es estrictamente a nivel técnico. De ambos lados hay ahora voluntad política para avanzar y espero que en el momento de debatir, haya empuje para que las negociaciones terminen con un resultado positivo.

P.: Hace casi dos años, cuando fracasaron las negociaciones anteriores, el tema que trabó todo fue la negativa del Mercosur de aceptar la oferta de apertura para los productos primarios que hizo Europa. ¿Mejorará ahora su propuesta?

B.F.W.: La clave de estas negociaciones es que el Mercosur pide menos subsidios agrícolas, pero que nosotros exigimos una mayor apertura para bienes y servicios. La mejora de las ofertas debe ser de los dos lados.

P.: La Argentina avanza en una solución de su deuda externa con España. ¿Cree que habrá acuerdo además con el Club de París?

B.F.W.: No es un tema que debamos tratar nosotros desde la UE. Además son muchos países para definir, no solamente los socios del bloque. Pero sí le quiero decir que el clima para negociar será positivo, porque en la UE estamos contentos que la Argentina se recupere económicamente y que quiera avanzar en todos los temas pendientes con buena voluntad. Esto será seguramente bien visto por los negociadores del Club de París.

P.: ¿La falta de definiciones en cuanto a la actualización de las tarifas de servicios públicos, puede desalentar inversiones?

B.F.W.: Toda empresa de servicios y de cualquier otro sector siguen de cerca las negociaciones y el proceso de resolución en este conflicto. Obviamente las compañías tendrán paciencia, pero por un tiempo; aunque la espera no es algo positivo.

P.: ¿El ingreso de Venezuelaal Mercosur puede complicar las negociaciones con la UE?

B.F.W.: En nuestro bloque históricamente también hubo periódicamente ampliaciones, y en estos casos hubo polémicas y cuestionamientos. Finalmente siempre estas decisiones fueron un éxito, tanto para la política como para la economía y el comercio. Integrarse siempre es bueno. Pensamos así que el ingreso de Venezuela puede ser beneficioso para las dos partes, y también para las negociaciones con la UE.

Entrevista de Carlos Burgueño

Dejá tu comentario

Te puede interesar