Massa rearma el FR en la Ciudad y le disputa electorado a JxC

Política

El massismo saldrá a captar el voto de centro, que en la Ciudad de Buenos Aires se vuelca a Juntos por el Cambio. Alivio fiscal a trabajadores, vivienda, urbanismo y jóvenes, en la agenda

En medio de la escalada entre el Gobierno nacional y la Ciudad de Buenos Aires por las clases presenciales, Sergio Massa rearma el Frente Renovador en la Capital Federal para captar al electorado de clase media de cara a las legislativas de octubre. El massismo porteño confluirá, sin primarias, en la boleta del Frente de Todos que tiene a Mariano Recalde como titular del PJ y armador distrital del kirchnerismo. El objetivo de Massa es claro: disputarle los votos de centro a Horacio Rodríguez Larreta para potenciar al FdT en el distrito más adverso para el peronismo en términos electorales.

El relanzamiento del Frente Renovador en la Ciudad de Buenos Aires cuenta incluso con el aval de Máximo Kirchner, principal espada política del oficialismo junto a Massa. El presidente de la Cámara de Diputados y el jefe de bloque del FdT son los encargados de dotar de gobernabilidad a la Casa Rosada y lograr los acuerdos necesarios para sancionar leyes vinculadas a la gestión y a la pandemia. El último logro del binomio Massa-Máximo fue el acuerdo con Juntos por el Cambio para agendar nuevo cronograma electoral por la emergencia sanitaria: la PASO se realizará el 12 de septiembre y la general el 14 de octubre de acuerdo a la ley sancionada la semana pasada por el Congreso.

Así como Massa fue clave para potenciar el caudal electoral del FdT en la provincia de Buenos Aires, ahora el Frente de Todos apuesta a ampliar la base de sustentación en la Ciudad de Buenos Aires a través de un armado político que apunte a la clase media y a drenarle a Larreta votos de centro. El alivio fiscal logrado por el massismo a través de la ley que subió el piso del mínimo no imponible del impuesto a las ganancias fue una aproximación a ese electorado que predomina en territorio porteño. Pero también la nueva ley de monotributo, así como nuevos planes de vivienda y urbanismo formarán parte del menú del Frente Renovador porteño.

El relanzamiento del FR de CABA tendrá a Juan José Tufaro, abogado y especialista en políticas públicas, como principal referente. A mitad de mes, el dirigente del Frente Renovador organizará un conversatorio público sobre pandemia. Y este fin de semana volvió a criticar en redes el proyecto inmobiliario del gobierno porteño en Costa Salguero. “No se trata de la grieta, de estar de un lado o de otro. Nuestra Ciudad está en un momento clave, podemos seguir haciendo más de lo mismo o cambiar para siempre y para mejor nuestra ciudad. Buenos Aires necesita un proyecto mejor, superador”, publicó Tufaro en línea con el discurso ecuménico del massismo a nivel nacional.

Las incursiones del Frente Renovador en la Ciudad de Buenos Aires habían sido hasta ahora de baja intensidad. Massa apostó en la última elección a Matías Tombolini, un economista joven que en términos electorales complicaba más a Martín Lousteau, la competencia de Larreta, que al mismo jefe de gobierno porteño. Con una proyección de unos posibles 24 puntos en la elección de CABA, el Frente de Todos estaría en condiciones de meter cuatro diputados nacionales y ocho legisladores porteños. Ese lote debería alcanzar para ubicar a los candidatos del kirchnerismo, el massismo y también el albertismo liderado en el distrito por Claudio Ferreño y Guillermo Oliveri.

Agenda en Estados Unidos

Massa viajará a Estados Unidos para realizar una visita de cinco días que incluirá una reunión con la subsecretaria para Asuntos del Hemisferio Occidental, Julie Chung, y una cena con el asesor especial del presidente Joe Biden, Juan González, en el marco de una serie de actividades con empresarios, legisladores y representantes de la comunidad judía de ese país. La agenda de Massa, para la que trabajó activamente la embajada argentina en Washington, fue difundida este sábado por las autoridades de la Cámara Baja, y prevé asimismo un encuentro con el expresidente estadounidense Bill Clinton como también diálogos interparlamentarios con miembros de la Cámara de Representantes y del Senado de Estados Unidos.

El viaje del titular de la Cámara Baja comenzará el domingo, cuando tras su arribo a Washington mantendrá una cena con González, el asesor de Biden de origen colombiano -nació en Cartagena- que creció en Nueva York y que ingresó al Departamento de Estado en el año 2004. González estuvo en Buenos Aires a mediados de abril y en esa ocasión, en un contacto con periodistas argentinos, aseguró que el FMI no debe ser el mismo que en 2002, “porque el mundo vive una de las peores pandemias de la historia y la peor crisis económica en cien años”.

El lunes 14 de junio, las actividades de Massa seguirán en Washington con una entrevista con el diputado demócrata Gregory Meeks (electo por Nueva York), que encabeza la comisión de Relaciones Exteriores y quien hace un mes, al responder una consulta tras una exposición en el Council of Americas, dijo que la Argentina necesita un acuerdo “de largo plazo” por la deuda con el FMI que se concrete “lo más rápido posible”.

Al día siguiente, Massa se encontrará con Chung, funcionaria clave del Departamento de Estado para América Latina, y completará la tarde con una visita al Capitolio, para un almuerzo interparlamentario y tres reuniones consecutivas: con el Comité Judío estadounidense, el Caucus (grupo de legisladores con alguna afinidad) de Congresistas Latinos y Judíos de la Cámara de Representantes, y el titular de la comisión de Relaciones Exteriores del Senado, Bob Menéndez (demócrata / Nueva Jersey).

La actividad del martes concluirá con una cena de honor a la que serán invitados empresarios la embajada argentina en Estados Unidos, organizada por el embajador Jorge Argüello.

El miércoles 16 de junio, Massa expondrá en el Diálogo Interamericano (Interamerican Dialogue) y luego se encontrará con “actores políticos y legislativos” en una nueva recepción en la embajada argentina.

El jueves 17 de junio, ya en Nueva York, Massa se reunirá con el titular del Congreso Judío estadounidense, Jack Rosen; compartirá un almuerzo con la presidenta del Council of Americas, Susan Seagal, para luego hacer una disertación justamente en ese foro; y finalmente, a las 19 hora local, se reunirá con el exmandatario Clinton.

El jueves pasado, el canciller Felipe Solá contó por Twitter que Massa lo visitó en el Ministerio de Relaciones Exteriores para “conversar sobre la visita que hará al Congreso de los Estados Unidos, en el marco de la diplomacia parlamentaria, y coordinar la agenda económica bilateral”.

Dejá tu comentario