Precios: Manzur apoyó control con inspectores de intendentes

Política

El pedido de vigilancia a comerciantes en los distritos complica las campañas de los intendentes tras la derrota en la PASO. El jefe de Gabinete defendió la aplicación de sanciones en caso de que no cumplan los precios "congelados" de 1.432 productos dispuestos por la Secretaría de Comercio Interior.

Los intendentes peronistas del conurbano bonaerense movilizarán a sus cuerpos de inspectores municipales para vigilar el congelamiento de una canasta de 1432 productos. Los jefes comunales tienen el poder de labrar actas en los comercios pero el pedido de la Secretaría de Comercio Interior para fiscalizar a los comerciantes en sus distritos los complica políticamente en plena campaña además de obligarlos a pagar horas extra a los inspectores para cumplir con esa función.

En la reunión que Roberto Feletti organizó el miércoles a pedido de Axel Kicillof con intendentes del área metropolitana de Buenos Aires (AMBA), quedó en claro que el peso político y territorial del control de precios recaerá sobre los intendentes. La provincia de Buenos Aires cuenta con un staff reducido de inspectores por lo que la revisión de los precios “congelados” fijados por la Secretaría de Comercio Interior deberá quedar a cargo de los intendentes. Su margen de maniobra es acotado. El poder de policía y de aplicar sanciones corresponde a la Secretaría de Comercio de la Nación que a través de una resolución determinó que los precios de 1432 productos se retrotraen al 1 de octubre y se mantienen congelados hasta el 7 de enero.

Los intendentes son, sin embargo, el primer tester de la evolución de cualquier política pública que aplique la Nación o la provincia. Por eso Feletti les encargó que, más que sancionar o denunciar comerciantes, eleven un informe sobre el cumplimiento o no de la resolución que congeló el precio de un paquete de alimentos durante tres meses. “A los intendentes también les sirve que no los precios no se les disparen en sus municipios. Van a colaborar”, confió un funcionario del gobierno nacional ante la consulta de Ámbito. A la reunión con Feletti y Kicillof fueron convocados todos los intendentes del área metropolitana, no obstante los jefes comunales de Juntos por el Cambio desistieron de la invitación. Estuvieron presentes las intendentas de Lomas de Zamora, Marina Lesci; de Moreno, Mariel Fernández; de Presidente Perón, Blanca Cantero; de Quilmes, Mayra Mendoza; y los jefes comunales de Almirante Brown, Mariano Cascallares; de Avellaneda, Alejo Chornobroff; de Berisso, Fabián Cagliardi; de Ensenada, Mario Secco; de Escobar, Ariel Sujarchuk; de Ezeiza, Alejandro Granados; de Florencio Varela, Andrés Watson; de General Las Heras, Javier Osuna; de San Martín, Fernando Moreira; de La Matanza, Fernando Espinoza; de Marcos Paz, Ricardo Curutchet; de Pilar, Federico Achával; de San Vicente, Nicolás Mantegazza; de Tigre, Julio Zamora; y de Morón, Lucas Ghi.

Oposición

Desde Lanús, y en representación de Juntos, Néstor Grindetti se mostró en desacuerdo con el congelamiento de precios dispuesto por 90 días por el Gobierno nacional y advirtió que la medida “va a generar desabastecimiento” y está predestinada a fracasar. “El control y congelamiento de precios nunca funcionó”, afirmó al asegurar que el Municipio a su cargo no participará de ninguna campaña u operativo de vigilancia en supermercados o comercios de cercanía tal como se planea desde los gobiernos Nacional y Provincial. “No tenemos facultades para controlar precios ni clausurar y conceptualmente tampoco lo comparto”, aseveró. Recordó que a lo largo de su vida y en la actividad profesional “he visto muchos de éstos intentos en distintas etapas y momentos del país, pero todos fracasados. La metodología claramente no es viable y no logra solucionar el problema de fondo”.

Ayer Manzur salió a apoyar el programa federal de controles de precios. "El Gobierno vigilará la competencia equitativa entre las empresas y actuará con todos los recursos de la ley para sancionar a las que no cumplan la resolución. Una medida que garantiza precios justos y estables para proteger y defender a los consumidores argentinos", publicó en su cuenta de Twitter. "SÍ a garantizar los precios. SÍ a controlar la inflación. SÍ a cuidar a las familias", agregó Manzur en la red social, utilizando el hashtag #SíAlAcuerdoDePrecios", al que se sumaron otros referentes del oficialismo. El ministro de Desarrollo Social, Juan Zabaleta, consideró también que el congelamiento de precios "es el camino más indicado" para los argentinos e instó a los empresarios a "reconocer" la asistencia que el Gobierno nacional les otorgó durante los primeros meses de la pandemia de coronavirus con un acompañamiento a esta medida. "Esta nueva etapa que el Presidente (Alberto Fernández) decidió con (el secretario de Comercio Interior) Roberto Feletti a la cabeza es el camino más indicado para que a los argentinos le alcance la plata para alimentarse. Durante los primeros meses de la pandemia el gobierno tomó la decisión de asistir a muchos empresarios. Es hora de hacer un reconocimiento a todo esto para que ahora ellos acompañen", señaló Zabaleta.

Dejá tu comentario