30 de marzo 2011 - 01:55

Nuevo guiño de Cristina a pedidos de reelección: "Vamos por más"

Cristina de Kirchner durante un acto en Avellaneda.
Cristina de Kirchner durante un acto en Avellaneda.
En medio de renovados pedidos por su reelección, la presidente Cristina de Kirchner afirmó anoche en Avellaneda que no encabeza un Gobierno sino "un proyecto político, un modelo de país y una visión de la Argentina" y advirtió que no dará "un paso atrás" y que irá "por más".

Sin hacer menciones directas sobre su voluntad de ir por un nuevo mandato, la jefa de Estado enfatizó: "Vamos por más, seguro que no vamos a dar un paso atrás. Nunca menos a lo que hemos conseguido en estos años en los que el trabajo, la esperanza y la fe han vuelto a los argentinos".

Lo hizo al encabezar el acto de inicio del ciclo lectivo de la Universidad Nacional de Avellaneda en la sede de esa casa de altos estudios, donde estuvo acompañada por el gobernador Daniel Scioli.

Entre el público hubo una gran cantidad de militantes de La Cámpora y otras agrupaciones juveniles afines al Gobierno, que recibieron a la jefa de Estado con cantos que recordaron a su fallecido esposo Néstor Kirchner y la despidieron con un "Para Cristina, la reelección".

Con una impronta de campaña, la mandataria pronunció un discurso donde destacó que lidera el proyecto de "transformación política y social más importante de nuestros 200 años de historia".

Aunque advirtió: "No es suficiente, tenemos que convencer y convocar a otros argentinos y, como ocurrió en el 45, incorporarlos a ese proyecto sin pedirles carné de afiliación".

Mientras tanto, los jóvenes de La Cámpora no pararon de cantar y de exhibir banderas con el rostro de Néstor Kirchner, como un también un muñeco de grandes dimensiones con la imagen del fallecido ex presidente.

Acompañaron también a la jefa de Estado el intendente Jorge Ferraresi; el ministro de Educación, Alberto Sileoni; el ministro bonaerense de Desarrollo Social, Baldomero Álvarez de Olivera y el rector de la Universidad, Jorge Calzoni.

Previamente, durante el mediodía, Cristina Kirchner recibió en la residencia de Olivos al ministro de Economía, Amado Boudou, y al secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, un día después de que se dispusiera la liberación del precio de los combustibles.

El encuentro se concretó a horas de que el Gobierno nacional derogara la norma que congelaba el precio de las naftas, a partir de lo cual la petrolera Shell anunció un incremento en los valores del combustible.

Si bien voceros del gobierno confirmaron la audiencia, de la que también participó la ministra de Industria, Débora Giorgi, no se dieron detalles de los temas analizados.

Dejá tu comentario

Te puede interesar