Solo China puede salvar a la carne

Campo

Semana Santa y feriados. COVID-19. Heladas. Terminó la cosecha de girasol y avanza el maíz y la soja. El Paraná sigue bajando y complica más. Las empresas agropecuarias esperan que los bancos vuelvan a trabajar y las pymes expectantes por ayuda. Pregunta unánime: ¿qué pasa con el vencimiento de los impuestos?

*…que, tras un marzo absolutamente extraordinario en materia de oferta de carne vacuna, ya que al aumento relativo de la oferta ganadera se le sumó la agudización de la caída de los mercados internacionales a causa del COVID-19 (lo que arrojó más carne aún al mercado local), ahora las expectativas se vuelven a centrar en China que recomenzó gradualmente su actividad tras superar, aparentemente, la pandemia. Por supuesto que en el gigante asiático cualquier movimiento es exponencial al punto que, “ellos ya abrieron 2 millones de restaurants”, según destaca el especialista Ignacio Iriarte, aunque esas comprar todavía no absorben los cortes de mayor calidad como los que llevaba la Unión Europea, hoy prácticamente cerrada, al punto que peligran otra vez, tanto la Cuota Hilton que se debería completar a fines de junio, como la más reciente 481. También el cupo a los Estados Unidos, recientemente recuperado, está en juego por los excedentes internacionales que hay, y hasta Israel se retiró por el momento del mercado, explicó Iriarte. El caso es que toda esa oferta, sigue retenida en Argentina, con alto costo de frío para conservarla y comienza a provocar algunos movimientos de “ofertas” insólitas con precios por debajo, o a la par, de otros menos sofisticados, pero más demandados en la plaza local hoy muy bien abastecida, situación que también los analistas coinciden en que se mantendrá los próximos meses. “El precio en origen es similar al de hace 3-4 meses atrás. Donde faltan controles es en la distribución y en el comercio minorista”, consideró Iriarte sobre los altibajos de precios al consumo que provocaron algunas reacciones poco prácticas de parte de los funcionarios menos duchos, pero que coincide con quienes destacan que las mayores subas se dieron en las zonas de poder adquisitivo medio y bajo (que, en general, llevan los cortes más baratos), y que pasado el “efecto freezer”, por el que Iriarte explica la firmeza de la demanda local ante el miedo de desabastecimiento por el COVID-19, se irá tranquilizando nuevamente la plaza. Para los frigoríficos, varios de los cuales venían exportando cantidades voluminosas, al punto que 2019 cerró con el récord de casi 850.000 toneladas (equivalente res c/hueso) vendidas al exterior, el parate actual es muy complicado y de ahí las expectativas sobre la reiniciación de las compras chinas, destino que el año pasado llevó casi el 50% del total exportado.

Puerto de Santa Fe.jpg
Espectacular bajante del Paraná. Apenas 1 metro en los puertos de Rosario lo que obliga a completar cargas aguas abajo.

Espectacular bajante del Paraná. Apenas 1 metro en los puertos de Rosario lo que obliga a completar cargas aguas abajo.

*…que, a la inactividad impuesta por la cuarentena, se le sumaron los nuevos feriados, ahora de Semana Santa lo que alteró adicionalmente los mercados (Liniers tuvo ingresos récords, por ejemplo). Sin embargo, la cosecha sigue avanzando y más acelerada aún tras las primeras heladas, muy tempranas este año, que se produjeron en los últimos días, y que pueden provocar daños adicionales, en este caso por desgrane, en especial a la ya golpeada soja. Pero si “tranqueras adentro” las cuestiones están más o menos controladas, no ocurre lo mismo con la logística. Es que si bien se van regularizando paulatinamente los municipios que venían imponiendo restricciones al tráfico de camiones (quedarían unos 35, según el informe periódico de Ciara), ahora es la espectacular bajante del Paraná (que ya había adelantado Ámbito hace 15 días), la que está complicando al no permitir que los buques graneleros salgan con carga completa, debido al muy bajo calado. El completamiento, entonces, debe hacerse aguas abajo, a la salida del río, lo que también encarece la operatoria que se mantiene con precios regulares, con una soja en alrededor de u$s220/tn. “La última vez que el Río Paraná a la altura de Rosario estuvo por debajo del metro de altura fue el 10 de enero de 1989, hace más de 30 años atrás”, señala la Bolsa de Comercio de Rosario. También se están produciendo demoras de 10-15 días con el tráfico de barcazas que vienen del norte. Según la entidad, sin pronósticos de grandes lluvias en el norte en el corto plazo, la situación se podría prolongar hasta mediados, o fines de mayo. Sin embargo, la operatoria con futuros no se habría resentido durante l cuarentena, según datos de MatBa-Rofex, al punto que el cierre de marzo pasado arrojó un total de 6,9 millones de contratos negociados en productos financieros, por un equivalente superior a los u$s 7.300 millones, y 3,9 millones de toneladas de productos agropecuarios. De acuerdo a la operatoria previa, después de activarse el Plan de Contingencia, el volumen de operaciones diario alcanza los 371.000 contratos por encima, incluso, de las cifras que se alcanzaban previamente. El mercado hizo saber, además, que en materia agropecuaria, en el primer trimestre 2020 ya se operaron 9 millones de toneladas, , mientras que el interés abierto diario fue de 6 millones de toneladas.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario