27 de junio 2013 - 23:04

Del Potro logró una contundente victoria y avanzó a tercera ronda

Del Potro derrotó a Jesse Levine.
Del Potro derrotó a Jesse Levine.
(Desde Londres.-) Casi como el antiguo barco que levantaba todas sus velas y dejaba solo una para que el viento lo lleve suavemente al puerto, Juan Martín Del Potro llegó a la tercera ronda. No fue una actuación descollante, pero evidencia que aún en tardes donde no llega a su punto máximo de rendimiento puede sacarse de encima a rivales molestos.

Fue un 6-2, 7-6 (7) y 6-3 ante el canadiense Jesse Levine, un zurdo que por momento dejó entrever que tiene el potencial suficiente para estar entre los 20 mejores.

En una Cancha Central, que tardó un buen rato en llenarse, Del Potro se quedó con un duelo que sólo le generó inconvenientes en el segundo set, que estuvo cerca de perderlo. Sin embargo, la templanza y jerarquía del tandilense torció el destino del parcial.

Otra vez, la mejor arma del octavo jugador del ranking fue su saque. No sólo que lo rescató en los momentos de sombras sino que además se transformó en el estandarte de su juego ofensivo, en esta ocasión más claro que en su debut.

Tardó casi una hora en llenarse el estadio principal de este enorme complejo. El Central Court del All England tenía huecos en varias zonas, por lo que no le costó a la gente definir donde se iba a parar: Levine era el más débil, y hacía allí fue la gran mayoría.

Metido de lleno en su cometido, "Delpo" arrancó quebrando y sacando ventajas rápidas. En el primer parcial el canadiense no gozó de una buena coordinación con el revés y dio espacios suficientes para que el tandilense saque enormes beneficios.

La estrategia de Del Potro fue inteligente: partir de un saque demoledor y trabajar los puntos desde el fondo con golpes criteriosos, no dejó que la potencia que lo caracteriza se lleve los puntos por prepotencia.

El segundo set tuvo un comienzo similar, pero sin un Levine tan errático y con más confianza. Por eso se animó a tomar la iniciativa y logró. Quebró a la "Torre de Tandil", se puso 3-1 y levantó a todo el estadio, ya golpeado por el frío que comenzaba a instalarse.

Cuando Levine sacó para el set, Del Potro apretó el acelerador y quebró. Se definió en un tie break ajustado, en el que el norteamericano jugó mejor, pero le faltó la jerarquía del número 1 de Argentina. Del Potro ganó los puntos importantes, esos que hacen la diferencia y dan una victoria.

A esta altura, el saque del tandilense marcó una brecha insalvable entre ambos. Los dos consiguieron 13 aces, pero "Delpo" no tuvo dobles faltas contra siete de su rival, y ganó el 78% de los puntos con el primer servicio. No por nada, los espectadores manifestaban su entusiasmo ante cada saque que la "Torre" ponía en juego.

El tercer set fue similar al inicial, con una rápida ventaja para el octavo preclasificado. Aunque en esta ocasión, Del Potro puso punto muerto y dejó que la victoria llegue sola, sin tener el brillo del debut, pero con un margen de sobra. Levine sólo lo inquietó en el segundo set y cuando mostró su verdadero tenis: agresivo, pero irregular.

Del Potro deberá esperar un poco para conocer a su próximo rival: por primera vez en la semana, la lluvia se hizo presente en un tarde típica de esta ciudad. El partido que disputaban el búlgaro Grigor Dimitrov y el esloveno Graga Zemlja estaba 3-6, 7-6 (4), 3-6, 6-4, 9-8 cuando debió ser suspendido.

A pocos minutos de la victoria argentina del día, Leonardo Mayer quedó eliminado en la rueda dos ante el japonés Kei Nishikori por 7-6(5), 6-4 y 6-2. El nipón vive su mejor momento dentro del circuito ATP, donde figura en el puesto 11.

Rápido de piernas y con golpes veloces, Nishikori se hizo una pendiente demasiado empinada para el correntino. A pesar de eso, le queda el consuelo de haber rendido bien en sus dos partidos en una superficie poco amistosa.

Entonces, son dos los argentinos que siguen en carrera en el singles de varones. Cerca del mediodía jugará Juan Mónaco, ante el francés Kenny De Schepper, con un solo objetivo: seguir demostrando que el césped es cada vez más ameno con el tenis argentino.

Dejá tu comentario

Te puede interesar