16 de abril 2015 - 23:03

"Era el momento y el club indicado"

Era el momento y el club indicado
Gabriel Milito fue presentado este jueves formalmente como director técnico de Estudiantes de La Plata, en lo que será su experiencia inicial al frente de un plantel de Primera División, por lo que, según admitió, representa "un gran desafío".

"Esperemos que esté a la altura en esta nueva experiencia, con toda la expectativa que representa para nosotros", lo presentó el presidente de Estudiantes Juan Sebastián Verón a Milito, durante la conferencia de prensa llevada a cabo en el country del club, en la localidad platense de City Bell.

Milito, vestido con camisa blanca, hablando con pausa y sin prisa, admitió tener "sensaciones muy lindas" ante la chance que surgió de dirigir "a una gran institución, con un gran plantel".

"Sentí que era el momento y el club indicado", explicó Milito sobre la respuesta afirmativa al ofrecimiento, luego de haber tenido sus primeras experiencias como DT en el selectivo y la reserva de Independiente, de donde se fue hace algunos meses, enfrentado con la dirigencia encabezada por Hugo Moyano.

"Valoro muchísimo esta oportunidad y espero estar a la altura de este club, y formar un equipo competitivo", remarcó el hombre que estará acompañado en su cuerpo técnico por Leandro Ignacio Ávila (ayudante de campo), Horacio Esteban Ferrer (preparador físico) y David Tomás Filomeno (entrenador de arqueros).

El desafío de Milito será continuar el trabajo que durante dos años realizó Mauricio Pellegrino, quien fue despedido por la institución luego de una mala racha de resultados en el torneo local y la Copa Libertadores, donde igualmente todavía tiene chances de clasificar a octavos de final.

Justamente ese será el debut del "Mariscal", en Guayaquil, el próximo martes, cuando Estudiantes visite al eliminado Barcelona de Ecuador, con la obligación de conseguir un resultado positivo.

"Hay dos partidos importantes, el de mañana (viernes) que no lo vamos a dirigir, y el del martes que es vital, queremos seguir en la Copa, no va a ser un partido fácil, pero hay algo muy lindo e importante en juego. Cuesta mucho jugar la Libertadores, y debemos salir a buscar esa clasificación", remarcó Milito, para dejar en claro los objetivos y por qué ordenó resguardar a la mayoría de los titulares para ese encuentro.

"Esperemos que la gente se identifique con la manera en que el equipo va a tener que jugar", dijo enseguida, cuando se le preguntó por la idea que tiene en la cabeza para trasladarle al plantel.

"Quería empezar a trabajar en Primera División, la tomo como un gran desafío. Como DT, vamos a intentar convencer rápido al jugador de la idea, que cada entrenador tiene la suya, pero hay cosas que vamos a ahorrar tiempo por el gran trabajo de Pellegrino, y voy a tratar de subsanar detalles que para mí son importantes, para que el equipo compita", resaltó.

El exjugador de Independiente y Barcelona de España, entre otros, habló sobre la influencia de Verón en su llegada al "Pincha", a quien lo une una gran relación pese a que sólo compartieron plantel durante la Copa América 2007, con Alfio Basile al mando de la Selección argentina.

"Con Sebastián nos conocemos de hace muchos años, hemos tenido charlas producto de nuestra relación, se dio este punto de encuentro entre mis ganas de dirigir y la posibilidad de que sea en este club", explicó.

Sin dudas, que si Josep Guardiola lo tentó para ser su ayudante en el Bayern Munich cuando decidió su retiro, es porque vio en Milito un potencial bárbaro para acompañarlo.

Pero el "Mariscal" le dijo que todavía tenía muchas que aprender, sobre todo en el fútbol base, hasta lanzarse como entrenador de un primer equipo.

Y ahora que llegó, Milito no esquiva la pregunta sobre cuánto influyó haber vivido esos años en el que, para muchos, fue el mejor equipo que jugó en la historia, bajo el mando del DT catalán.

"Guardiola fue un gran entrenador para mí, he aprendido de él y tengo muchísimos conceptos de él, pero también de muchos entrenadores que me han dirigido, la intención es recopilar lo mejor de cada uno e incorporarlo a mi idea. No le vamos a pedir nada raro a los futbolistas", contó.

Por último, ponderó las virtudes de un plantel que mezcla jugadores muy experimentados con jóvenes promesas que adquirió en el último mercado de pases.

"Este equipo tiene muchas cosas buenas, entra también el factor anímico este último tiempo, lo que pretendemos es darle un inicio a nuestro ciclo, implementar nuestra idea, de forma precisa para que los jugadores lo capten y que las cosas funcionen", sostuvo.

Y concluyó: "Lo que más me importa en este momento es que el equipo entienda el mensaje y dentro de una idea hay un montón de variantes, de acuerdo al rival, al momento de los jugadores, y poder ir para adelante todos juntos".

Este viernes, a las 21.10, Estudiantes abrirá la Fecha 10 ante Rosario Central, uno de los punteros, pero sin Milito y con gran cantidad de suplentes. El equipo será dirigido por Nelson Vivas y el flamante entrenador conducirá en doble turno a la base de titulares que jugarán en Ecuador y que buscarán el pasaporte a los octavos de final de la Libertadores.

El equipo para el compromiso formaría con Agustín Rossi; Mauricio Rosales, Jonathan Schunke, Rafael Delgado y Rodrigo Ayala; Leonardo Jara, Gastón Gil Romero, Román Martínez y Juan Sánchez Miño; Matías Rosso o Federico Anselmo y Diego Mendoza.

Dejá tu comentario

Te puede interesar