Vicentin: este es el decreto que establece la intervención

El presidente Alberto Fernández anunció este lunes la firma de un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) para intervenir la compañía cerealera Vicentín y además se presentará al Congreso un proyecto de expropiación.

El presidente Alberto Fernández anunció este lunes la firma de un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) para intervenir la compañía cerealera Vicentín y además se presentará al Congreso un proyecto de expropiación.

El DNU establece que la compañía será intervenida por un plazo de 60 días "con el fin de asegurar la continuidad de las actividades de la empreas, la conservación de los puestos de trabajo y la preservación de sus activos y patrimonio".

Además especifica que Roberto Gabriel Delgado estará a cargo de la intervención de la empresa.

Delgado, quien tiene experiencia en el rubro de la política agraria, agradeció por la “enorme responsabilidad” que le brinda el gobierno nacional.

El Presidente explicó que "es una operación de rescate de una empresa que está en concurso preventivo de acreedores, y que permitirá su continuidad, dar tranquilidad a sus trabajadores y garantizar a unos 3.000 productores que tendrán a quien seguir vendiéndole su producción".

DNU INTERVENCION VICENTIN

Fernández anunció la firma del DNU con la intervención de la empresa y a la vez anticipó que remitirá al Congreso un proyecto de Ley de Expropiación de Vicentin para "declararla de utilidad pública".

La disposición sobre la empresa se anunció mientras los directivos están siendo investigados por un millonario préstamo irregular recibido durante el anterior gobierno de Mauricio Macri.

El Presidente aseguró en una conferencia de prensa brindada en la Quinta de Olivos, que con esta decisión la Argentina está "dando un paso hacia la soberanía alimentaria".

El 10 de febrero pasado, la empresa Vicentin, una de las principales compañías agroexportadoras de la Argentina, solicitó la apertura de su concurso preventivo de acreedores, tras la cesación de pagos en la que cayó en diciembre, cuando no pudo hacer frente a deudas con proveedores por US$ 350 millones.

En total, la deuda de Vicentín es de US$ 1.350 millones, de los cuales unos US$ 1.000 millones son con los bancos y otros US$ 350 millones con empresas del sector agrícola.

El Banco Nación es el principal acreedor de la empresa, por un monto superior a los $18.000 millones, seguido por el Provincia, con $ 1.600 millones, y el Banco de Industria y Comercio Exterior (BICE), con $ 5 millones.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario