Cresud vendió frigorífico en La Pampa por u$s10 millones a un competidor nacional

Economía

Se trata de Carnes Pampeanas, que había pasado a controlar en 2011. La operación le reportará una ganancia de $620 millones en su balance.

Como parte de un plan estratégico para obtener liquidez con la cual financiar nuevos proyectos de inversión, Cresud concretó la venta del 100% de las acciones de la Sociedad Anónima Carnes Pampeanas S.A., propietaria del frigorífico Carnes Pampeanas en la provincia de La Pampa, Argentina. Por esta operación, la firma agroindustrial perteneciente al grupo que lidera Eduardo Elsztain, obtuvo u$s10 millones, los cuales ya han sido abonados en su totalidad, según aclaró la compañía en una nota enviada a la Comisión Nacional de Valores.

“El resultado contable de la operación será una ganancia de aproximadamente $620 millones, la cual será reconocida en los Estados Financieros de la Sociedad del tercer trimestre del ejercicio fiscal 2021”, detalló.

El frigorífico Carnes Pampeanas fue adquirido por Cresud en 2007 en sociedad con Tyson Foods y Cactus Feeders. Posteriormente, fue incrementado su participación en el negocio hasta alcanzar la totalidad de las acciones de la compañía a partir de 2011.

Aunque no hubo otra información oficial al respecto, trascendió en el sector agropecuario que el grupo “Familia Lequio” pasó a ser el nuevo dueño de Carnes Pampeanas. El comprador ya tiene en Entre Ríos el frigorífico Alberdi.

La planta de la que se desprendió Cresud está ubicada en las afueras de la ciudad de Santa Rosa, capital de La Pampa. Cuenta con las habilitaciones necesarias para exportar a los mercados europeos, americanos y asiáticos. Participa de la llamada Cuota Hilton. También produce carne kosher que envía a Israel. Su capacidad de procesamiento es de 9.500 cabezas mensuales, según informa la firma en su página web.

En lo que hace a su actividad en el mercado interno, comercializa cortes de carne bovina enfriados, envasados al vacío y congelados bajo las marcas “Carnes Pampeanas” y “Estancias CP”, que distribuye entre cadenas de supermercados y comercios minoristas.

La venta se concretó la misma semana en que Cresud puso en marcha una ampliación de su capital social por hasta 90 millones de acciones o su equivalente por 9 millones de ADS. La intención es obtener al menos unos u$s42,5 millones para fortalecer su posición de liquidez, aprovechando el buen momento determinado por la suba de los precios de los commodities.

“Procuramos fortalecer más nuestra posición financiera para aprovechar las oportunidades que se presenten. Vemos potencial en el sector agropecuario regional, en las actividades de servicios comerciales desarrolladas por nuestras subsidiarias FyO y Agrofy así como en nuestros negocios de real estate, que poseemos a través de IRSA”, dijo el lunes pasado el CEO de Cresud, Alejandro Elsztain.

Cresud lleva 85 años operando en el país y diversificando su portfolio regional (proceso que comenzó en 2006) con la compra y operación de campos en Brasil (a través de su subsidiaria Brasilagro), Paraguay y Bolivia.

“Entendemos las crisis como oportunidades y creemos que este es un buen momento para seguir creciendo, tal como hizo la compañía en las crisis de 2002 y 2008”, agregó Elsztain.

Dejá tu comentario