Deuda: empresarios son optimistas y aguardan una pronta resolución

Economía

Desde el sector privado remarcan que es un tema clave para comenzar a pensar en la pospandemia y en la elaboración e implementación de un plan económico. El acceso a la financiación internacional, eje fundamental.

La nueva oferta de canje de deuda anunciada el domingo por el Gobierno no sólo recibió el visto bueno de los mercados, sino que también sembró optimismo entre los empresarios locales que ahora aguardan una pronta resolución, clave para destrabar el acceso al financiamiento internacional.

“El Gobierno hizo un esfuerzo enorme para acercar posiciones y creo que se llegó a una oferta razonable en términos de poder cumplir con las obligaciones por un lado y por otro, para preparar el terreno necesario hacia una recuperación de la economía en la Argentina. Tengo la expectativa de que se llegue a un acuerdo lo más rápido posible”, detalló en diálogo con Ámbito el empresario, director de Celulosa Argentina y miembro de la UIA, José Urtubey.

En tanto, desde el sector exportador, Gustavo Idígoras, presidente de Ciara (Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina) y CEC (Centro Exportador de Cereales) explicó: “Nosotros alentamos siempre un pronto acuerdo con los bonistas y el FMI para que Argentina reduzca su riesgo-país y busque caminos para lograr la previsibilidad. De esa manera, nos ayude a todos los exportadores a buscar financiamiento internacional más barato y accesible. Si no salimos del default, tendremos muchas dificultades para conseguir financiamiento”.

Por su parte, el CEO de Syngenta, Antonio Aracre, y quien además participó a comienzos de año, convocado por el Gobierno, en la mesa del Consejo contra el Hambre, también se mostró optimista: “Tengo la intuición que ahora sí se va a llegar a un acuerdo porque fue una propuesta razonable y los bonistas deberían aceptar. Lo que creo también es que es fundamenta llegar a un acuerdo, porque eso significa, básicamente, que Argentina pueda tener acceso a crédito internacional. También es importante remarcar que un acuerdo o la mejora de la oferta no es sólo importante para los bonistas, lo es fundamentalmente para la clase media o clase media baja de la Argentina. Claramente, en la medida en que se recupere el crédito en la Argentina, se recuperará también la posibilidad para una enorme cantidad de gente joven y de mediana edad que tienen proyectos de comprarse, por ejemplo, un departamento en 50 cuotas, o una pareja que se quiere comprar un auto o un electrodoméstico con crédito. Las economías del mundo funcionan y crecen a partir del crédito y esa es la clave. Tal vez si tengo que hacer una crítica, yo hubiese actuado con mayor celeridad; sin embargo, el esfuerzo que está mostrando el Gobierno es impresionante y debería ser valorado positivamente por los acreedores”.

También haciendo foco en el acceso al crédito, el empresario marplatense Martín Cabrales remarcó: “Soy muy optimista con lo que se viene. Creo también que esta cuestión debe tener una resolución cuanto antes. Es fundamental para la economía argentina en general y para poder proyectar a mediano plazo una economía con iniciativa privada, competitiva y que dé más empleo. Sin lugar a dudas, esta oferta fue más razonable y los mercados reaccionaron a la par”.

El empresario, líder de Café Cabrales, además, firmó junto a José Urtubey un contundente apoyo a la oferta presentada por el Gobierno. Lo acompañaron en el escrito sus colegas Alejandro Simón (presidente de ADIRA), Marcelo Figueiras (presidente de Laboratorios Richmond), Martin Umaran (Founder Globant & Director), Daniel Herrero (presidente de Toyota Argentina), Pablo Peralta (presidente del Grupo BST/Orígenes), Mara Bettiol (presidenta de UART) y Fabián Castillo (presidente Fecoba).

“La oferta presentada por el Gobierno nacional en relación con la deuda externa constituye un paso importante para el futuro del país y reafirma el compromiso de la Argentina sobre el pago de la deuda, más allá del delicado contexto macroeconómico que nos encontramos atravesando. Consideramos que el Gobierno nacional, a través del Ministerio de Economía, ha trabajado en una oferta justa y acorde con las posibilidades del país, que permitirá alcanzar el acuerdo con los acreedores y logrará que la economía argentina pueda retomar la senda del crecimiento”, detalla el comunicado.

Finalmente, Héctor Motta, presidente del Grupo Motta y tesorero de la UIA, con la mirada puesta en un posible clima para hacer negocios adelantó: “Nosotros, en lo personal vemos que la resolución del canje de deuda es sumamente necesaria porque no sólo permitiría abaratar el costo del financiamiento, sino que también sería mucho más atractivo en cuanto a la posibilidad de proveernos de tecnología del exterior cuando haga falta”.

El empresario avícola que exporta a más de 20 países también remarca una cuestión clave a partir de una posible resolución positiva del canje de deuda: la confianza de los mercados internacionales. “A nosotros como empresa nos traería un alivio porque sería una mejora del perfil en cuanto al ida y vuelta en el comercio internacional. Sin lugar a dudas, nos mirarían con una óptica distinta, como un país cumplidor y partir de ahí el Gobierno tendría más herramientas para implementar un plan económico con la mirada puesta en la reactivación por pospandemia”.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario