El Bovespa mejoró 1,3%

Economía

El optimismo reinante en la Bolsa de San Pablo prevaleció sobre la cautela global, y los inversores aprovecharon oportunidades de compra tras los descensos de la víspera, mientras que el real se apreció más de un 1 por ciento y compensó descensos recientes.

El Bovespa, principal índice de la bolsa brasileña, avanzó un 1,27 por ciento y cerró en 64.218 puntos. El volumen de negocios fue de 5.500 millones de reales, por debajo del promedio diario en torno a 6.700 millones de reales en lo que va del 2011.

La subida del Bovespa ganó fuerzas en la parte final de la sesión, despegándose de los índices bursátiles estadounidenses. El promedio Dow Jones industrial y el índice Standard & Poor's 500 retrocedieron un 0,34 y un 0,12 por ciento, respectivamente, afectados por la cautela de los inversores antes de un reporte empleo en Estados Unidos el viernes.

El miércoles, la preocupación por una desaceleración en la actividad económica estadounidense provocó una fuerte aversión al riesgo e hizo caer al Bovespa casi un 2 por ciento, junto com otros activos como las materias primas.

"La gente entró durante la tarde, con un buen flujo de compra aunque el volumen fue flaco aprovechando oportunidades de compra", dijo Rossano Oltramari, analista jefe de XP Investimentos.

La subida del jueves fue generalizada pero favoreció más especialmente a papeles ligados a la actividad doméstica, como Hypermarcas, cuyas acciones subieron un 5,03 por ciento, a 15,65 reales, y Brookfield, que ganó un 4,91 por ciento, a 8,55 reales.

Las acciones de Pao de Acúcar, que sufrieron descensos en las dos últimas jornadas por desencuentros entre sus principales accionistas, encontraron espacio para subir y ganaron un 6,4 por ciento, a 66,29 reales.

Entre los papeles con más liquidez, los de Vale PNA subieron un 0,52 por ciento y los de Itaú Unibanco ganaron un 0,96 por ciento. En cambio, las acciones de Petrobras PN cayeron un 0,21 por ciento.

En los mercados de divisas, el real se fortaleció un 1,12 por ciento y compensó las pérdidas del día anterior, tras un retroceso generalizado del dólar al aumentar las expectativas de que Grecia recibirá un nuevo paquete de ayuda.

El real terminó la jornada a 1,578 unidades por dólar en el mercado a la vista.

El debilitamiento del dólar se intensificó el jueves por la tarde, después de que la agencia Moody's advirtió que podría rebajar la calificación crediticia de Estados Unidos si no avanzan pronto las negociaciones para elevar el límite de endeudamiento de ese país.

Dejá tu comentario