"El dólar seguirá en baja contra el euro"

Economía

«En la Argentina y Venezuela la inflación se debe monitorear cuidadosamente.» Así lo sostuvo el director para América latina de Investigación Estratégica Económica del Standard Bank, Lawrence Krohn. En diálogo con este diario resaltó que el dólar continuará depreciándose con respecto al euro a lo largo de este año y del próximo. Proyecta que para fines de 2008 la moneda norteamericana estará en torno a 1,44 euro y que tarde o temprano el Banco Central de China saldrá a vender los dólares que viene acumulando en los últimos años.

Periodista: ¿Cuáles cree usted que son las fortalezas y las debilidades de la región?

Lawrence Krohn: La región ha tenido importantes cambios en los últimos 20 años. La primera diferencia que podemos apreciar es un mayor control en la política monetaria. Sin embargo, hay que resaltar que existen excepciones, como la Argentina y Venezuela, donde se debe monitorear este tema cuidadosamente. Otro aspecto en los cuales las economías latinoamericanas han mejorado significativamente es en sus ejercicios fiscales. Aquí, nuevamente Venezuela es la excepción.

P.: La Reserva Federal se reunirá a partir de mañana (por hoy). ¿Cuáles son sus pronósticos con respecto a lo que sucederá con la tasa de interés?

L.K.: No creo que la Fed baje la tasa. La economía norteamericana no se encuentra debilitada, es más, se encuentra en bastante buen estado. El sector hipotecario está dejando atrás la burbuja en la que se encontraba y ahora está buscando un equilibrio en sus precios. Sería preocupante si los efectos se volcasen en otros sectores de la economía, pero por el momento esto no sucedió. Hay que considerar también que se está ante un efecto riqueza. La caída en los valores de la propiedad no está afectando el consumo porque el norteamericano promedio también tiene inversionesen el sector financiero, que ha crecido mucho en el último tiempo. Además, las exportaciones están sólidas. Es por esto que la economía tendría que estar creciendo en torno a 3%.

P.: ¿Qué lectura hace del incremento en el rendimiento del bono del Tesoro a 10 años que llegó a 5,30%?

L.K.: Si después de tocar un máximo, los rendimientos bajasen, no sería nada para preocuparse. Pero esto no está pasando. En estos momentos vemos una lateralización de sus valores. Lo que me pregunto es: ¿que pasaría si los bancos centrales empezaran a cambiar los dólares por euros, y no tiene que ser todos al mismo tiempo? Sería un evento muy negativo, en especial para los Estados Unidos. Si el rendimiento continúa subiendo afectará al mercado de acciones. Entonces, el típico norteamericano, debido a que tiene dinero invertido en diferentes portafolios, se dará cuenta de que su riqueza no era la que creía. Esto afectará la percepción del consumidor ya que notará que estaba « sobreconsumiendo». Aquí sí los Estados Unidos tendría problemas que repercutirían en Latinoamérica de dos maneras diferentes. La primera es que el costo de endeudarse en dólares aumentaría. La segunda es que si entra en recesión la principal economía, las exportaciones de la región disminuirían. Creo que no es imposible que esto suceda: China algún día va a salir a vender porque saben que el dólar se está depreciando.

P.: ¿El dólar continuará depreciándose luego de tocar 1,36 por euro o ése fue su piso?

L.K.: El dólar se recuperó un poco luego de tocar ese máximo, pero estoy absolutamente convencido de que se continuará depreciando contra el euro. Pienso que para fines de año llegará a 1,37 euro y a 1,44 euro para fines de 2008.

Entrevista de Patricio Cancelmo

Dejá tu comentario