El presidente de Cuba recibió a Neme en el cierre de una misión con eje en el desarrollo agrícola

Economía

ARGENTINA-CUBA-AGROALIMENTOS - Agencia TELAM

El vicejefe de Gabinete de la Nación, Jorge Neme, fue recibido por el presidente de Cuba, Miguel Díaz Canel, en el cierre de una misión destinada a avanzar en las negociaciones bilaterales que permitirán a la Argentina aportar tecnología de avanzada para el desarrollo alimentario cubano.

En la audiencia, que se llevó a cabo ayer en el Palacio de la Revolución, también participaron el viceprimer ministro de Cuba, Ricardo Cabrisas Ruiz; el ministro de Comercio Exterior e Inversión Extranjera, Rodrigo Malmierca; el ministro de Agricultura, Ydael Pérez Brito; el director de América Latina de la Cancillería, Eugenio Martínez Enríquez, y el embajador de la Argentina en Cuba, Luis Ilarregui, según se informó.

Allí, el presidente de Cuba manifestó el "interés de avanzar en un acuerdo con la Argentina, al que considera un país hermano y que a lo largo de la historia ha sostenido múltiples acciones de solidaridad y cooperación", precisó la Jefatura de Gabinete en un comunicado.

Díaz Canel, además, explicó las necesidades cubanas en materia de producción de alimentos y elogió la "productividad y competitividad" del sector agroalimentario argentino, para luego expresar que un entendimiento como el que se está gestando es una demostración más de la amistad de ambos pueblos y gobiernos.

El mandatario analizó que ese entendimiento en esta ocasión "debe dar lugar" a la transferencia de conocimientos, apertura a la maquinaria agrícola e insumos de origen argentino y negocios rentables para los productores, empresas y cooperativas que participen del convenio.

Por su parte, Neme detalló que, en buena medida, la alta productividad del campo argentino está sustentada en la cadena de producción de cereales y oleaginosas, que parte de la biotecnología y la selección de semillas, incorporando los eslabones de la industria de fitosanitarios y fertilizantes, la maquinaria agrícola y los silos bolsa como eslabón final.

Así, maíz, soja y porotos serían los primeros cultivos a desarrollar en el marco del acuerdo que en el futuro podría incluir además genética ganadera y otros bienes y servicios destinados a incrementar la producción de alimentos en Cuba.

“La Argentina acompañará a Cuba en su proceso de sustitución de importaciones, a partir del fortalecimiento de las capacidades locales y la dinamización de las cadenas de valor, lo que permitirá mejorar su productividad de manera sostenible y robustecer el abastecimiento de su mercado interno con producción propia”, indicó el vicejefe de Gabinete.

La misión argentina, que permaneció toda la semana en Cuba y emprenderá el regreso hoy, también está conformada por autoridades de la Cancillería argentina, el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), representantes de la Federación de Cooperativas Federadas (Fecofe), Agricultores Federados Argentinos (AFA), Federación Argentina de Contratistas de Máquinas Agrícolas (Facma) y empresarios del sector.

El acuerdo para el que trabajan las autoridades de ambos países tiene como finalidad que empresarios argentinos produzcan en tierras cubanas que no se encuentran cultivadas, por falta de inversión y de desarrollo tecnológico, generando en ese suelo los productos que hoy se importan.

"Este avance permitirá un crecimiento productivo del país caribeño, con la consecuencia positiva de la sustitución paulatina de importaciones de productos básicos que hoy se importan como consecuencia de bloqueos económicos", destaca el comunicado oficial.

Al respecto, Neme aseguró: “Esta iniciativa sería una oportunidad de que la Argentina transfiera tecnología llave en mano, trasladando tecnología genética, maquinaria agrícola, silobolsas y prácticas para generar valor agregado”, que permitirán que “Cuba empiece a resolver de un modo responsable su problema de abastecimiento de alimentos básicos”.

Dejá tu comentario