Cuando termine la pandemia, ¿habrá un nuevo líder económico mundial?

Economía

El acelerado proceso de vacunación y la eficacia que conllevan, tienden a proyectar un futuro favorable para los Estados Unidos.

La economía es una de las aristas más golpeadas a nivel mundial, en consecuencia de la crisis que genera la pandemia del coronavirus. El desempleo, la pobreza, la inflación y la muerte generan un desmoronamiento en el crecimiento de cada país. Pero Estados Unidos se destaca, por sobre los demás países. Su sistema de vacunación eficaz, podría ser la clave para la recuperación económica.

Las razones de la brecha de crecimiento de los Estados Unidos, se vinculan con las medidas de movilidad menos restrictivas que en la eurozona, tanto en 2020 como a principios de 2021, y un despliegue de vacunas más rápido.

Por su parte, según un análisis privado, las perspectivas de regresar a "la normalidad" son desiguales e inciertas en los distintos sectores de actividad y geografía mundial. "La recuperación económica cobrará impulso a partir del verano europeo de 2021, cuando una parte suficientemente grande de la población de Estados Unidos y Europa esté vacunada", pronosticó.

Hay muchos sectores que se están quedando atrás. Sobre todo, aquellos servicios en los que se implican un contacto físico con los clientes. "En algunas de las principales economías emergentes, la recuperación también se está viendo frenada por el aumento de la inflación, que está obligando a los bancos centrales a endurecer la política monetaria", remarcó.

Además, existe un riesgo de retraso en el despliegue de las vacunas. En particular debido a las limitaciones de suministro para los fabricantes, derivadas de la escasez de ciertos componentes y de las restricciones a la exportación.

"Las tendencias económicas mundiales son desiguales debido a las persistentes incertidumbres en torno a la propagación del COVID-19", sostuvo el informe elaborado por la empresa del sector del seguro de crédito Coface. A su vez, se agregó que además de Estados Unidos, es probable que otros sectores de la economía mundial vuelvan a su nivel de actividad anterior a la crisis de aquí al verano europeo.

"Las diferencias en la política económica también pueden explicar el rendimiento superior de Estados Unidos", enfatizó y afirmó que "la Reserva Federal estadounidense (Fed) ha aumentado el tamaño de su balance" y su programa de compra de activos "aumentó en torno al 13% del PIB en 2020 frente al 9% del Banco Central Europeo (BCE)".

Dejá tu comentario