La economía brasileña en el segundo trimestre creció menos de lo esperado

Economía

La economía brasileña creció sólo 0,5% en el segundo trimestre comparado contra el mismo período de 2011. Contra los primeros tres meses del año, la suba fue de 0,4%.

Los datos oficiales fueron publicados por el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE). Sin embargo, ayer el ministro de Hacienda, Guido Mantega, anunció que el aumento del PBI iba a ubicarse entre el 0,5% y el 0,6%. Esto le permitiría a Brasil avanzar al 4% este año.

Las expectativas del mercado giraban en torno a esas cifras trimestrales, aunque prevén una mejora de la economía del 2%. Por su parte, el Banco Central y el Fondo Monetario Internacional todavía mantienen una proyección de alza del PIB brasileño de 2,5% para este año.

Según el FMI, el moderado crecimiento del país este año superará al de Europa en crisis (-0,3%), pero estará muy por debajo del promedio mundial previsto para este año de 3,5%, o de países como México (+3,9%) o la gigante emergente China (8%).

Según el ente dependiente del Gobierno brasileño, en el primer semestre la economía ganó 0,6% con respecto al mismo periodo del año anterior, y en 12 meses de 1,2%. El tímido avance del segundo trimestre se encontró levemente por encima del 0,1% alcanzado en los primeros tres meses del año. Así se enmarcó en las proyecciones más moderadas del mercado, que indican que la desaceleración ya tocó fondo, pero que la reactivación de la economía brasileña será lenta.

Algunos analistas y el Gobierno esperaban un crecimiento algo mayor, de 0,5% o 0,6%. "Creemos que la economía avanza hacia una recuperación moderada que se iniciará en el tercer trimestre y que será más fuerte en el cuarto trimestre del año, aunque el crecimiento continuará moderado", anunció un economista de la calificadora de riesgo Austin Rating.

Eso permitirá a Brasil cerrar este año con una expansión de alrededor de 1,7% del PBI, según el mercado, y avanzar el próximo año hacia un crecimiento de 3,7%. Esto será así a medida que hagan efecto los incentivos a la inversión y la producción industrial aplicados por el gobierno, la reducción de la tasa básica de interés y el aumento y mejora de las condiciones de crédito. 

En el segundo trimestre de 2012, la agropecuaria avanzó 4,9% y los servicios 0,7%, mientras que la industria se contrajo 2,5%.
La economía continuó claramente impulsada por el consumo interno, el de las familias avanzó 0,6% y el del gobierno 1,1%, pero el indicador de inversión se contrajo 0,7%. El IBGE también revisó a la baja el resultado del primer trimestre, de 0,2% a 0,1% sobre los tres meses anteriores.

Dejá tu comentario