15 de noviembre 2001 - 00:00

REPSOL GANÓ MENOS POR CRUDO (15/11/2001)

Repsol-YPF obtuvo una ganancia neta de u$s 1.477 millones en los nueve primeros meses de este año, lo que implica una reducción de 5,4% respecto de los u$s 1.561 millones obtenidos en el mismo período del año anterior. La baja en la rentabilidad es atribuida por la empresa a los menores precios del petróleo y a la importante apertura que se está registrando entre las cotizaciones de los crudos más pesados frente a los ligeros. La cesta de crudos producida por Repsol se vendió a un precio promedio de u$s 23,8 el barril, frente a u$s 26,6 en igual período del año anterior, una reducción de 10,5%.

Según el comunicado de la petrolera, «a pesar del entorno internacional (por los precios del crudo) los márgenes comerciales y de refinación presentaron una evolución favorable, destacándose la contribución de Latinoamérica». No obstante, por lo menos por el momento, Repsol no suministró cuál es el aporte de YPF en el balance de la empresa integrada.

El ratio de endeudamiento de Repsol al finalizar el tercer trimestre descendió a 46,9% frente a 51,07% con que comenzó 2001. Al 30 de setiembre la deuda financiera neta totalizaba u$s 17.366 millones.

Las inversiones realizadas en los nueve primeros meses del año totalizaron 2.924 millones de dólares, de los cuales se destinaron 1.250 millones de dólares a exploración y producción de petróleo, sobre todo para operaciones de desarrollo en la Argentina, Venezuela y Bolivia.
Del total invertido, u$s 511 millones se destinaron a mejoras en las refinerías y en la red comercial, mientras se destinaron 826 millones (727 en dólares) a gas y electricidad, para la expansión de las redes de transporte y distribución de gas natural, y proyectos de integración para producir electricidad con centrales a gas.

En la Argentina Repsol vio disminuidas en 6,3% sus ventas de combustibles -sobre todo naftas- «debido en gran medida a la menor demanda en el país». En España, en cambio, las ventas subieron 3,9%. En cuanto a la producción petrolera de la empresa, ascendió a 1.013.700 barriles diarios, 1,9% menos que en el mismo período del año anterior. Según Repsol, este descenso en la producción es atribuible a la venta de activos en Egipto y a la menor producción de gas en la Argentina, debido a la baja de la demanda de las centrales eléctricas frente al mayor aporte de las centrales hidroeléctricas.

Dejá tu comentario

Te puede interesar