Semana a favor y con motivo dudoso

Economía

Ya ingresaron a una zona de turbulencias totales, las motivaciones que se hallan para mover los mercados de riesgo, suplantando unas cuestiones con otras y eligiendo las "cartas" más convenientes, desestimando las que no gustan. Esto, en función de lo que se cocina en la gran caldera de los cursos generales -Wall Street- y que culminó hablando de "récords", pero con la palidez de una fecha final de escasas convicciones. Los más humildes se aprovechan de las ocasiones que se ofrecen, como para también extraer algo sus mercados, y es así que se bordó una semana positiva por conducto de últimas fechas. Y a raíz de haber caído bien que algunos balances de sociedades listadas en el NYSE, hayan trascendido -según dijeron- "expectativas previas". Todos relacionados con el consumo y que actuaron en superficie, como borrando las serias preocupaciones de un ciclo inmobiliario que no termina de mostrar sus secuelas sobre bancos y economía. La jornada del viernes resultó bastante más opaca, con apenas una leve suba del Dow Jones -0,3 por ciento- casi sin diferencias en el Bovespa y en igual nivel el Merval. El indicador de Buenos Aires ni se movió, aunque le sirvió para poner a salvo lo previo.

  • Lo más débil

  • Acaso lo más flojo del día es haber precisado de gran giro negociado, $ 118 millones de efectivo, para no producir nada en avances. Ergo, se trató de una última rueda con oferta agresiva y que obligó a expandir las compras nada más que para poder sostener lo anterior.

    La semana quedó a salvo: con el Dow Jones con aumento de 1,9%, el Bovespa en 2,12%, finalmente con el Merval apuntando 1,7% de incremento. Frente al derrape fuerte de Tenaris, con 2,3%, se opuso la buena performance en Pampa -con 2,4%- ayudando desde lejos G. Galicia, con 0,6%.

    De allí surgió una paridad casi total, con el sabor agridulce -como el de afuera- de un remate semanal que no pudo coronar bien la semana. Y la Bolsa, en defensa.

    Dejá tu comentario