Suben más las tasas (y el alza seguiría)

Economía

Desde febrero, las tasas en la plaza local comenzaron a subir, según sostienen los economistas del Banco Río en su informe semanal.

La evidencia más clara se encuentra en la tasa BADLAR (para depósitos a plazo mayores que $ 1 millón) a 30 días para los bancos privados que se ubicó en torno a 8,2% para lo que va de marzo, en comparación con 7,2% de febrero. Por su parte, la tasa BAIBOR (para préstamos interbancarios) a 30 días alcanzó 9,1%, luego de haber registrado 7,8% para el mismo período.

Según el informe, la causa del comportamiento alcista de las tasas de interés de los últimos 30 días radica en la política monetaria que está llevando a cabo el Banco Central y en la evolución de los depósitos y los créditos del sistema financiero.

En comparación con el año pasado, parecería que la políticamonetaria se ha tornado-algo más restrictiva en las últimas semanas, según opina el Banco Río. De hecho, la entidad que preside Martín Redrado está cumpliendo holgadamente las metas del programa monetario. «En lo que va del primer trimestre de 2006 hasta el 16 de marzo, la circulación monetaria se contrajo aproximadamente $ 2.000 millones.»

• Tres hechos

Esto se ve claramente en tres hechos distintos: 1) el rendimiento en las licitaciones semanales de Lebac y Nobac de hasta 13% anual, ofrecido por el Banco Central a partir de febrero, que además coincide con 13% anual de inflación proyectada por la encuesta REM del BCRA para 2006; 2) la política de cancelación de redescuentos, y 3) el incremento de los requisitos de liquidez, realizado la semana pasada, sobre las cuentas a la vista en dos puntos porcentuales.

De esta manera, si los bancos desean recuperar la caída en la capacidad prestable, deberán aumentar las tasas de los plazos fijos
.

Si ahora se busca la causa del incremento de las tasas en la evolución de la capacidad prestable de los depósitos y de los créditos al sector privado, tenemos que destacar la desaceleración por un menor crecimiento de los primeros y uno mayor de los segundos. Según datos presentados en el informe,
en los últimos 12 meses la capacidad prestable de los depósitos privados llega a una expansión de $ 12.400 millones, contra unos $ 13.000 millones que mostraron los préstamos al mismo sector. De esta manera, las estadísticas demuestran que al 16 de marzo la capacidad prestable se desaceleró a 18% anual desde 27% registrado para setiembre mientras el crédito al sector privado creció a 36% anual desde 29% registrado siete meses atrás.

En este contexto, el Banco Río estima que en la medida en que se mantenga el sesgo de la política monetaria y que continúe la divergencia entre el crecimiento del crédito y la expansión de la capacidad prestable,
las tasas de interés seguirán subiendo, lo que ayudaría a reducir su negatividad real.

Dejá tu comentario