Nace una "CGT de CEO" para preocupar a Macri

Edición Impresa

• HOY ASUMIRÁ TRIUNVIRATO DE LÍDERES COMO SÍNTESIS DE LA MAYORÍA DE LOS GRUPOS INTERNOS
Exclusivo: todos los nombres de la jefatura de la nueva central obrera que será electa hoy en Obras Sanitarias. El proceso es seguido con recelo por el Gobierno, que demorará en darle reconocimiento

La CGT alumbrará hoy su unificación pendiente tras años de divisiones. Será a través de una conducción colegiada a cargo de portavoces pero no de líderes sectoriales, que será electa hoy en un Congreso en Obras Sanitarias y que intentará sintetizar la mayor parte de las líneas internas con la excepción de dirigentes que renegaron de esa modalidad y que permanecerán al margen. La nueva central obrera fue ideada para poner a resguardo el modelo sindical argentino y de obras sociales, en primer término, y estándares mínimos para los trabajadores formales en un contexto de esperada retracción económica.

La nueva encarnación de la principal organización sindical de la Argentina anticipa fricciones con la administración de Mauricio Macri. Según pudo saber este diario, el Ejecutivo tiene previsto otorgar un reconocimiento sólo provisorio a esa estructura para resguardar una herramienta de presión legal a futuro. El acuerdo contempla los principales sectores de la CGT, encarnados por Hugo Moyano, Luis Barrionuevo, los "gordos" y los "independientes" (incluidos en la versión liderada por Antonio Caló) y la mayoría de las organizaciones del transporte. Por fuera permanecerán el rural Gerónimo Venegas, aliado incondicional del Gobierno, y sindicatos como Unión Ferroviaria, los mecánicos del Smata y Luz y Fuerza, capitaneados por el taxista Omar Viviani.

No habrá sorpresas en la primera línea. La secretaría general de la CGT quedará en manos de un triunvirato integrado por Juan Carlos Schmid (portuarios), Héctor Daer (Sanidad) y Carlos Acuña, representantes de Moyano, los "gordos" y Barrionuevo, respectivamente. La historia de la central obrera se dividió entre las etapas lideradas por referentes de peso (José Rucci, en los 70, o Moyano en los últimos años) y las que estuvieron a cargo de dirigentes de gremios medios o pequeños, con poder delegado (Rodolfo Daer, en los 90). Esta última versión es más asimilable al proceso que comenzará hoy, y que fue pautado para durar por los próximos cuatro años.

El resto del Consejo Directivo, compuesto por 24 secretarías, diez vocalías y diez revisores de cuentas, fue producto de una delicada ingeniería de reparto del poder. Un borrador al que tuvo acceso a este diario, y cuyo contenido fue refrendado por los negociadores de la unidad, muestra un equilibrio de fuerzas con preeminencia de los gremios con mayor número de congresales y de los que tienen más capacidad de presión.

Como secretario adjunto del triunvirato será electo el estatal Andrés Rodríguez (UPCN), miembro de los "independientes" y permanente oficialista de los gobiernos de las últimas dos décadas. La secretaría adjunta fue reservada para Camioneros, y todo indica que será ocupada por Pablo Moyano, hijo mayor de Hugo y quien fue postulado fugazmente para la jefatura de la CGT. Se trata del cargo pensado para preocupación del Ejecutivo en vista del perfil de permanente confrontación de su ocupante.

Coto de caza

El área de Relaciones Internacionales es un coto de caza siempre reservado a Gerardo Martínez (albañiles, UOCRA), el dirigente de mayor presencia en foros fuera de las fronteras, también referente de los "independientes". La secretaría de Interior quedará para la UOM, que en lugar de Caló pondrá al platense Enrique Salinas o al quilmeño Francisco "Barba" Gutiérrez. El sindicato de Comercio, de Armando Cavalieri, el de mayor número de congresales en toda la CGT y liderado por el "gordo" Armando Cavalieri, tendrá la silla de Relaciones Institucionales. La comunicación y el manejo de la prensa serán para Jorge Sola, del gremio del seguro, un dirigente joven que en pocos años se ganó la confianza de Moyano. Seguridad Social quedará para Oscar Rojas, el dirigente de Maestranza que reporta a Barrionuevo.

Las secretarías de Cultura, Ciencia y Técnica, y la Administrativa serán para el sector de Moyano: la primera, para uno de sus hijos y dirigente de peajes, Facundo, y la otra para el panadero Abel Frutos, clave en el armado de la unidad en el último año. Los colectiveros de la UTA se quedarán con el área de Vivienda y Turismo: es un gremio gravitante por su capacidad casi autónoma de sostener el impacto de un paro general. Mientras que Acción Social irá para José Luis Lingeri (Obras Sanitarias), arquitecto del esquema de devolución de fondos multimillonarios para las organizaciones de salud de los gremios que anunció Macri días atrás.

La secretaría de Actas será para Carlos Frigerio (Cerveceros), otro hombre del moyanismo. En tanto que Sergio Palazzo, el radical jefe de la Asociación Bancaria, que reclamaba al igual que Venegas y Viviani una conducción de unicato, tiene reservada la secretaría de Finanzas. El judicial Julio Piumato, histórico portavoz de Moyano, seguirá en Derechos Humanos y Noé Ruiz, del gremio de Modelos, ocupará la secretaría de Igualdad de Oportunidades y Género.

Un petrolero designado por el senador Guillermo Pereyra irá a Asuntos Legislativos, y Amadeo Genta, el histórico líder de los municipales porteños que apoya a Moyano, se quedará con Políticas Económicas. El jefe de los porteros (Suterh), Víctor Santa María, encabezará la estratégica área de Estadísticas, con el antecedente de haber lanzado su propia medición de la inflación y la pobreza junto a otros gremios de la CGT y la CTA. Políticas de Empleo quedará para el ferroviario Omar Maturano (La Fraternidad); Formación será para los Gastronómicos de Barrionuevo; Juventud, para el aeronavegante Juan Pablo Brey; Salud Laboral para una dirigente del sindicato de médicos (AMRA), Políticas Educativas, para Sergio Romero (docentes de UDA), y la de Industria y Producción, para el de Alimentación (Bernabé Morán).

Los otros 20 puestos (vocalías y revisores) respetarán el esquema de equilibrios con la inclusión de sindicatos más pequeños, entre los que figurarán Calzado, de Agustín Amicone, Viajantes, de Luis Cejas, Canillitas, del diputado Omar Plaíni (aliado de Daniel Scioli), y la Federación Gráfica, de Héctor Amichetti.

El Congreso se desarrollará entre las 8 y las 15, e incluirá discursos y entregas de plaquetas, entre otros hitos del folclore sindical peronista. El siguiente paso será el llamado a un Comité Central Confederal para el nombramiento de un Comité Arbitral, que será decisivo para evitar fricciones internas en el nuevo proceso en marcha. El Gobierno, que mira con recelo, demorará lo máximo posible el reconocimiento de la estructura acordada, dijeron funcionarios a este diario.

Dejá tu comentario