Deportes

El tenis en tiempos de recesión: Argentina Open 2019 innova para seguir adelante

El ATP porteño fue presentado oficialmente y sus organizadores detallaron los vaivenes económicos por los que atravesaron durante esta etapa para realizar la 19° edición. "Este año va a costar un poco más, pero no le vamos a bajar la calidad", describió para ámbito.com el empresario uruguayo Martin Hughes.

Casi sin darse cuenta, el Argentina Open pasó de quedar enfocado por las grandes luces del tenis mundial a verse afectado por la oscuridad de los episodios cíclicos de la economía nacional. Año tras año, el ATP porteño debió aprender a “hacer números” para subsistir y mejorar. La próxima edición será otra más en este camino de finanzas complejas, aunque Martin Hughes, Miguel Nido y Martín Jaite, líderes del certamen, lo vislumbran fortalecido.

“Este año el torneo nos va a costar un poco más que el pasado, pero las empresas que usan el tenis como plataforma para comunicar o posicionar su marca, están. Este deporte aguanta, y el torneo tiene una raíz muy fuerte que no lo seca una sequía”, resumió Hughes, accionista de Tennium, compañía socia del campeonato, en diálogo con ámbito.com.

Tal es así que este martes la organización presentó oficialmente el Argentina Open 2019, que se disputará del 11 al 17 de febrero y que contará con el austríaco Dominic Thiem (campeón defensor), Diego Schwartzman, el español David Ferrer y Leonardo Mayer como máximas atracciones y con otro top 20 que desde el seno del certamen aseguran que ya están negociando.

Con un dólar volátil y una inflación que cercena cada plan a corto o largo plazo, coordinar un torneo de tenis no parece una tarea fácil, mucho menos como negocio. Sin embargo, la sociedad entre el puertorriqueño Nido y la firma europea Tennium, con Jaite como director del ATP de Buenos Aires se muestra sólida, tanto en los números como en lo deportivo.

“Estamos muy atentos a lo que pasa en el país. Tanto los sponsors locales como los internacionales nos están acompañando. Es real que no podemos ajustar las entradas en función de la inflación que hubo. En estos 19 años pasamos por situaciones similares, y la experiencia nos sirve para no desesperarnos”, apuntó Jaite en conferencia de prensa. Los tickets salieron a la venta este martes y sus precios llegan hasta 20.500 pesos.

Hughes reconoció que este “es un año más flaco de lo que debería ser”, y que en tiempos de recesión “todo se cuida un poco más”. Por eso, con sus socios belgas elaboraron planes para que la propuesta del Argentina Open surja más sólida y con un plan financiero más acorde.

“Mi mensaje fue ir más allá, expandir el Argentina Open, que no se quede en una sola semana: hacer el torneo en formato Amateur, el Corporate, la Pre-Qualy. No es solo una semana. Ayuda a las marcas que están apostando a darle más tiempo de presencia, una cobertura geográfica más amplia, y así sostengo las sociedades, los sponsors, las marcas me acompañan por eso”, describió Hughes.

La Pre-Qualy será una de las novedades para 2019. Consistirá en un cuadro abierto de acuerdo a la cantidad de inscriptos y le dará al campeón un lugar a la clasificación del torneo de Buenos Aires. Por su parte, el Amateur es la versión para aficionados del campeonato, que se juega en diferentes etapas y clubes y que tendrá las finales en el mismísimo Buenos Aires Lawn Tennis Club. Esto, según el empresario uruguayo, le permite a las compañías tener una mayor relación comercial con la parada capitalina del ATP World Tour.

Mi mensaje fue ir más allá, expandir el Argentina Open, que no se quede en una sola semana" (Martin Hughes)

La comparación con la crisis de 2002 parece inevitable. Entonces, el Argentina Open estaba en ciernes y tenía otro title sponsor, pero Nido ya estaba al frente. Para él, la situación completamente diferente. “Vendimos el torneo en un millón de pesos, con un dólar 1 a 1. Cuando vino la crisis y la devaluación, ese millón se transformó en 80 mil. Entonces la devaluación fue mucho más fuerte y se tornó todo un caos”, recordó

Durante las semanas previas, afirmó el empresario puertorriqueño, “tuvimos todas las opciones, incluso cancelar el torneo totalmente, pero decidimos hacerlo. Este año es muy diferente, tenemos una trayectoria, los sponsors nos acompañan y sabemos adaptarnos. Estoy sorprendido del apoyo de los empresarios y no hay incertidumbres”.

“Nuestro objetivo con el torneo desde el año pasado es rejuvenecerlo, modernizarlo y transformarlo en un lugar para la familia y no solo dos horas de tenis. Este año lo mantendremos, no hubo recorte y no vamos a bajarle la calidad desde ningún lado. Va a impactar, sí, pero no vamos a sacar el pie del acelerador”, prometió Hughes, quien además mostró su convencimiento sobre el nivel del Argentina Open: “Es igual a otros campeonatos de Europa, como Barcelona”.

La semana previa a Buenos Aires se jugará el Córdoba Open, que se anunció en agosto último. Desde la organización del torneo porteño afirmaron que no hubo mayores contactos entre ambos campeonatos, pero argumentaron que la sinergia entre las dos fechas puede contribuir a un mejor espectáculo tenístico en el país.

En casi dos meses, el Argentina Open verá su edición número 19 y ya empieza a apuntar a los festejo del 20° aniversario. Hughes auguró que, ni bien termine el próximo torneo comenzarán a trabajar en las celebraciones. La idea de contar con estrellas tanto nacionales como internacionales está latente y trabajan sobre esos apellidos soñados. Al mismo tiempo que sortean las complicadas oleadas de la economía argentina.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario