13 de junio 2008 - 00:00

Primer round judicial en Francia favorece a Kodama

Jorge Luis Borges y María Kodama: las dos primeras ediciones de las obras completas en francés están agotadas. La tercera, póstuma, quedó paralizada cuando la viuda inició el juicio contra Assouline.
Jorge Luis Borges y María Kodama: las dos primeras ediciones de las obras completas en francés están agotadas. La tercera, póstuma, quedó paralizada cuando la viuda inició el juicio contra Assouline.
París (EFE y Especial) - La Fiscalía del Tribunal Correccional de París dijo ayer que puede existir «difamación» en un pasaje del artículo del periodista y escritor francés Pierre Assouline en el que hace alusión a la presunta manipulación del testamento de Jorge Luis Borges por parte de su viuda, María Kodama.

El Tribunal emitirá su fallo el próximo 11 de septiembre sobre la causa abierta contra Assouline por un artículo publicado en el semanario «Le Nouvel Observateur» en 2006, donde el autor, según la acusación, difamaba además a Kodama al afirmar que ésta bloqueó la edición en francés de las obras completas de Borges en francés. Assouline era amigo de Borges, y pretendía colaborar en la edición póstuma del corpus borgeano en francés.

La editorial Gallimard planeaba publicar nuevamente las obras de Borges traducidas al francés en la prestigiosa colección «La Pléiade», ya que las ediciones de 1993 y 1999 estaban agotadas. La defensa de Kodama solicitó una rectificación del periodista en el semanario, un simbólico euro por daños y perjuicios y 15.000 euros para sufragar los costos del proceso judicial. El juicio fue aplazado en dos ocasiones, una vez a petición de la acusación y otra de la defensa porque Assouline no podía asistir a la audiencia.

Esta se celebró finalmente ayer con la presencia de Assoulin, quien declaró que quería estar en la sala porque «un periodista tiene que responder de sus propios artículos». Assouline sostenía en su artículo que Kodama impedía que los textos de Borges fueran publicados porque ella misma preparaba una edición crítica de la obra. El periodista cuestionaba además la «validez» del matrimonio por poderes de Kodama con Borges, cuarenta años mayor que ella.

En lo que concierne a la validez del matrimonio, la acusación precisó que éste es absolutamente válido y que se celebró en Paraguay «como hacían muchos argentinos entonces» porque en la Argentina estaba prohibido volver a casarse. Respecto a la publicación de la obra de Borges en francés, una de las fuentes en las que se basó el periodista fue el editor de Gallimard, Jean-Pierre Bernés, según se dijo en el juicio.

El abogado de Kodama consideró que Bernés es una fuente interesada, ya que existe un litigio entre éste y su representada por la publicación de las obras de Borges.

Tras la muerte de Borges, una nueva edición crítica por parte de «La Pléiade» es el sueño de cualquier amante de sus obras y de las buenas ediciones. En español, por ejemplo, no existe todavía una edición crítica y anotada de las obras completas de Borges.

Dejá tu comentario

Te puede interesar