Grabaciones

Espectáculos

Los Grateful Dead festejan los 50 años

Los Grateful Dead eran una banda de rock frenético para apreciar en sus shows en vivo, que además lograron un par de álbumes casi perfectos. Uno de ellos es este “Workingman’s Dead”, editado en junio de 1970, que ahora recibe el tratamiento de su 50° aniversario a manos del sello discográfico experto en la materia, Rhino Records. Para empezar, suena mejor que nunca, haciendo justicia a clásicos como “Uncle John’s Band” que abre el disco con su volada y muy suave melodía country. Justamente este tipo de sonido apareció por primera vez en la historia de la banda de Jerry Garcia con este tema, pero todos son buenos, aunque los “deadheads” (los fans del grupo) suelen tener como favorito al más rockero “Casey Jones”, con la desopilante historia del maquinista de un tren totalmente pasado de rosca. Pero claro, la edición de lujo tiene dos discos más, con temas en vivo de la gira de 1971, con rarezas y también los mejores covers de rock n’ roll como “Johhny B. Goode” de Chuck Berry, que solían tocar estos iconos del flower power. Son 32 tracks indispensables para los seguidores de la banda, aunque esta edición de luxe puede servir como introducción a los Grateful Dead. Solo la versión de 8 minutos de “Truckin” basta para justificar este excelente disco triple.

Diego Curubeto

=“Workingman’s Dead - 50th Aniversary Edition”, Grateful Dead - Rhino 034984855.

Sorprende “Folklore”, de Taylor Swift

Hace tiempo no aparecía un fenómeno como el de este “Folklore”, imprevisto nuevo álbum de Taylor Swift que no sólo está batiendo records comerciales (vendió un millón y medio de copias sólo en el primer día de su lanzamiento, además de docenas de millones de reproducciones en las plataformas digitales), sino que además es una pequeña obra maestra que muestra a la cantante que alguna vez fue country con un nuevo estilo más agridulce y sombrío, propio de nuestra época. De hecho, Swift no tenia previsto entrar al estudio este año, pero aprovechó la falta de shows y convocó a su habitual colaborador, Jack Antonoff, productor, compositor y talentoso multinstrumentista, y también -en forma más sorprendente- a un gran músico de rock indie, Aaron Desnner del grupo The National. La combinación da lugar a esos discos que funcionan como un clásico automático, con grandes canciones, letras inspiradas y sutilezas sonoras minimalistas, como las notas de piano del primer track “The 1” que van atrapando al oyente casi sin que se dé cuenta. Los seguidores de la cantante apreciarán esta brillante madurez artística, y seguramente aquellos que no le prestaban demasiada atención quedarán sorprendidos.

D.C.

=“Folklore”, Taylor Swift - Republic 3053480.

Temas

Dejá tu comentario