Desbaratan banda que usaba ancianos para traficar droga

Información General

Una red transnacional dedicada al tráfico ilícito de drogas y que utilizaba a ancianos argentinos como "correos humanos" para transportar la mercancía hacia Europa fue desbaratada luego del accionar conjunto de la Gendarmería Nacional y la Policía de Israel.

Según informaron voceros de Gendarmería, la droga era trasladada desde Sudamérica e India hacia distintos países de la Unión Europea, "trabajo" por el que los ancianos percibían una remuneración de entre 3 mil y 5 mil dólares.

Las fuentes indicaron que al menos tres ancianos argentinos resultaron detenidos, junto con seis de los integrantes de la cúpula de la organización.

Además, se secuestraron 50 kilogramos de cocaína y 50 kilos de hachis, luego de distintos procedimientos vinculados a esta hecho delictivo.

El Juzgado Federal Nº 2 de Lomas de Zamora, a cargo de Alberto Ferreiro Pella, Gendarmería Nacional y las diferentes policías internacionales comenzaron a actuar en conjunto al identificar a un grupo de ancianos argentinos que tenía contacto con narcotraficantes.

La investigación duró apróximadamente ocho meses e incluyó una labor coordinada entre Gendarmería, la Policía de Israel, la Policía de Holanda, Perú, la Gendarmería Francesa, los Carabineros de Italia, la Policía Judicial Federal Suiza y el Departamento INTERPOL de la Policía Federal.

Mediante la pesquisa, se conoció que un grupo de personas argentinas de más de 70 años que eran utilizadas para transportar droga principalmente hacia Holanda, Suiza e Italia.

Los ancianos operaban en forma celular, eran grupos independientes, que residían en Argentina y se dedicaban a efectuar el traslado de la droga en valijas hacia el exterior.

Las células recibían instrucciones de ubicarse en un lugar determinado donde serían contactados mediante señas por otros integrantes de la banda.

Como resultado de las tareas de investigación los gendarmes pudieron detener a tres ancianos en Lima, capital de Perú con 50 kilos de cocaína oculta en 2 mil botones de 70 ponchos artesanales de alpaca listos para ser transportados a Europa.

Asimismo los integrantes de Gendarmería Nacional constataron que otro grupo de personas de avanzada edad se trasladarían a Amsterdam, Holanda, poniendo en conocimiento a la policía de los Países Bajos.

Tras una serie de allanamientos en el hotel donde se hospedaron se logró incautar otros 50 kilos de hachis.

En tanto, las autoridades israelíes detuvieron a seis integrantes de la cúpula de la organización transnacional de narcotraficantes: 2 ciudadanos de nacionalidad rusa, 2 hindúes y 2 israelíes.

Dejá tu comentario